¿Bicisendas o peligrosos senderos?

UNA BUENA IDEA PARA EL TRANSITO EN LA CIUDAD, PERO TODAVIA MUY INCIPIENTE 

En algunos lugares de la ciudad se pueden observar ciclovías, demarcadas con la línea correspondiente, y en algunos casos con cartelería alusiva, pero en general no es algo a lo que los santarroseños estemos habituados. Lo cierto es que, si bien el proyecto podría resultar interesante, la actitud de los automovilistas y motociclistas no es por ahora de respeto para ese tipo de implementación.

Los ciclistas que transitan por la ciudad -en general- no las utilizan con habitualidad, y los que lo hacen es muy probable que en el trayecto se encuentren con diversos obstáculos que no lo tornan práctico para la circulación. Tanto porque se pueden ver autos que estacionan haciendo caso omiso a la demarcación y el espacio en el que deben marchar las bicicletas; y también porque los transeúntes tampoco las tienen en cuenta.

¿Falta información?.

Hay que decir que existe una incipiente programación para considerar especialmente el tránsito en bicicletas, pero no es menos cierto que no ha sido suficientemente publicitado desde la Municipalidad de Santa Rosa. Precisamente esa falta de información vuelve peligroso marchar confiados por ese sendero delimitado por una línea amarilla y la vereda correspondiente. Casi podría afirmarse que quien lo hace debe estar muy atento a las maniobras de los autos, motos, y aún de transeúntes que no tienen en cuenta ese espacio.

Planificación incipiente.

Alguna conversación con el director de Tránsito de la comuna, y también con el titular de Control e Inspección de Servicios Públicos, trasladó las inquietudes de este diario a un área que definieron como «Planificación». Así, el arquitecto y urbanista Tobías Garzarón explicó algunas características de la señalización que hay en Santa Rosa referido a bicisendas. Cabe decir que en septiembre del año anterior se hizo llegar a Nación un material que consta de tres planos, «en los que se indican seis estados de referencia. El primero muestra la situación actual de la ciudad. El segundo expone solamente el escenario futuro de la ciudad, y el tercero superpone los dos anteriores a bien de mostrar y diferenciar todas las etapas de acción.

Datos de Santa Rosa.

Garzarón le dijo a este diario que en principio se hizo un informe general, un diagnóstico de cómo está Santa Rosa, volcándose en el trabajo lo que tiene que ver con infraestructura, datos estadísticos y proyectos previos.

La información municipal da cuenta que el tramo existente, al que se denomina «consolidado», es la bicisenda correspondiente a la sección sur de la Avenida Luro, que tiene un 90% de los elementos estructurales, siendo el único lugar de la ciudad con un funcionamiento aceptable en la temática. También se da cuenta que la parte existente «sin consolidar»: son ciclovías sin división acordonada, con apenas una demarcación pintada, falta de señalización y otros elementos de seguridad.

Bicisenda y paseo público.

También se hace alusión a un sector en «ejecución» en su etapa inicial, que es un sector sobre la calle «El Fortín» en la vera de las vías del ferrocarril y límite de la Laguna Don Tomás, que está en etapa de cartelería, limpieza y educación de tránsito, próxima a la demarcación de la ciclovía transitoria. Se estima que es un sector que merece un tratamiento futuro más integral, transformándose en bicisenda y paseo público.

Intervenciones urbanas.

Se puede agregar que lo proyectado con expediente está referido a intervenciones urbanas puntuales que han requerido tratamiento urbano específico y ya tienen calidad de «expediente municipal» a nivel de anteproyecto o más avanzado.

Garzarón señaló que «la etapa ‘Nación anteproyecto’ considera la mayoría de lo enviado, excepto un par de vías descartadas o reacomodadas por algún error circulatorio o cambio de trazas. Por otra parte lo expresado en ‘Futura Municipal’, corresponde a situaciones particulares que se han discutido en los ámbitos técnicos y políticos municipales, como también al diálogo e intercambio con ONGs interesadas e idóneas sobre la cuestión».

Informe a Nación.

El funcionario expresó que «todo esto no pretende, y lejos está, de especificar un proyecto definitivo y completo, ya que la temática se inserta como un subtema dentro de la problemática urbana de la movilidad, que merece un estudio más profundo». Destacó que el material enviado a Nación «adjuntaba muchísimos anexos -más de 20 planos-, con ubicación de semáforos, rampas, zonas de salud, recorridos de colectivos, pavimento y cordón cuneta, zonas de accidentes, avenidas, sectores de inundaciones, redes de servicios, establecimientos educativos, zonificaciones y vías de comunicación entre otros».

Respuesta/propuesta.

Si bien desde Nación «hubo una respuesta/propuesta, nos dimos cuenta que no habían tomado toda la información adecuadamente, porque muchas ciclovías pasaban por calles inundables, o tenían impedimentos/barreras como las vías, manzanas o calles sin abrir». El arquitecto Garzarón señaló que en el tema obviamente «el intendente es el ‘máximo decisor’, y la autoridad de aplicación y ejecución es la Dirección de Tránsito», en tanto la dependencia de la que es titular «es asesora de asuntos proyectuales, técnicas y urbanísticas. Por supuesto que velamos por el código urbanístico, pero lamentablemente no contiene la suficiente y necesaria información sobre estas cuestiones», concluyó.

Más metros de «ciclobanda».

La Municipalidad de Santa Rosa informó ayer que esta semana se habilitó una nueva «ciclobanda» sobre la calle Tierno entre Avenida Circunvalación y Avenida Luro, con una traza cercana a los 850 metros.

Las «ciclobandas» son carriles exclusivos para bicicletas señalizados y delimitados en una franja de la calzada. Pueden tener un solo sentido de circulación o ser de ida y vuelta, y cuentan con señalización horizontal y vertical especial.

De acuerdo con un informe de la comuna, «previamente se realizaron 320 encuestas sobre movilidad a vecinos y vecinas de los barrios Esperanza, Néstor Kirchner, Pueblos Originarios, Mandela, Plan Vial, Fonavi 41 «Los Caldenes» y Villa Sol del Este, para definir esta nueva senda, realizadas por personal municipal de las áreas de Género, Juventud y Vecinales.

La franja etaria de los encuestados fue de los 13 a los 70 años. El 64% de los entrevistados posee la tarjeta «Sube». El 23% utiliza la bicicleta como medio de transporte, de los que el 45% son mujeres y el 55% varones.

En ese marco, el 68% de los usuarios de bicicleta utiliza la calle Tierno como principal vía de salida de los barrios relevados. Por otro lado, discriminados por sexo, el 70% de las mujeres y el 66% de los varones que utilizan la bicicleta como transporte salen por esa arteria a los distintos destinos en la ciudad.

Desde la comuna destacaron que la iniciativa «está enmarcada en el Plan Estratégico de Desarrollo de Santa Rosa, elaborado participativamente y aprobado durante el año anterior, que cuenta entre los proyectos priorizados el de movilidad sustentable», con una «estrategia adoptada por el municipio que contempla la red de transporte para bicicletas, para facilitar el desplazamiento seguro y saludable de las personas hacia los entes educativos, deportivos, de salud, comerciales y centros de gestión». 

Fuente: http://www.laarena.com.ar/la_pampa-bicisendas-o-peligrosos-senderos-2042665-163.html

 

 

 

Leer más
¿Cuándo puede usarse la bocina? Sólo el 10% de los conductores lo sabe

Presentaron cuatro situaciones a los consultados para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas.

 

El Observatorio Vial de la CECAITRA (cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) indagó acerca del uso de la bocina por parte de automovilistas, concluyendo que sólo uno de cada diez consultados sabe cómo utilizarla.

La encuesta incluyó 1.600 hogares y a cada entrevistado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas, y sólo 1 de cada 10 logró responder las cuatro correctamente.

Se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde, siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una "bocina de sonoridad reglamentada" como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido "usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural".

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se "debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural".

Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA, expresó: "El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos".

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26 por ciento respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83 por ciento) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina.

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12 por ciento ignoraba la respuesta.

Fuente: https://www.diariodecuyo.com.ar/tendencia/Cuando-puede-usarse-la-bocina-Solo-el-10-de-los-conductores-lo-sabe-20190425-0032.html 

Leer más
Alta velocidad: hay menos excesos y habrá más tiempo sin multas en Córdoba

La alta velocidad en las avenidas principales de la ciudad de Córdoba, con máximas detectadas de hasta 100 kilómetros por hora en algunos automovilistas, sigue siendo una preocupación en la Municipalidad de Córdoba. Pero, ante los cambios de comportamiento positivos de los conductores al saberse controlados, se decidió extender al menos por 15 días los controles exclusivamente preventivos de la Policía de Tránsito. 

De cada 10 vehículos que pasaron por las mediciones con los cinemómetros, tres excedieron lo permitido en velocidad, aunque dentro del universo de los infractores se registraron velocidades máximas de menos de 90 kilómetros por hora, cuando en algunas zonas de la ciudad superaban los 100. De todos modos, siguen en falta, porque la máxima permitida en avenidas es de 60 kilómetros por hora y en arterias no principales, de 40. 

El subsecretario de Tránsito municipal, Adrián Cena, explicó que llegaron a la conclusión, tras seis semanas consecutivas de mediciones y por la baja en la velocidad de los conductores en falta, de extender hasta terminado marzo los operativos sin la aplicación de multas. 

De acuerdo con el último relevamiento realizado del 26 de febrero al lunes pasado, los inspectores de Policía de Tránsito controlaron 7.607 autos, de los cuales un 28 por ciento quedó registrado por superar la velocidad permitida. 

“Hace dos semanas que no detectamos máximas por encima de los 90 kilómetros por hora, cuando teníamos mediciones de 95 o de hasta 103 kilómetros por hora en la avenida Nores Martínez. Esto permite ver cambios, ya que están por debajo de los 90, por lo que, si bien son altas, seguiremos trabajando con los cinemómetros unas semanas más. Porque no se trata de labrar por labrar actas, sino de que se entienda lo que implica respetar las máximas”, resumió el subsecretario de Tránsito. 

“Yendo a más de 60 kilómetros hay un 85 por ciento de posibilidades de muerte para un peatón atropellado, por lo que estamos trabajando no sobre apreciaciones, sino con números concretos. También por esta razón, hemos decido desde la Municipalidad esperar para el cobro de esta infracción. De a poco la conducta del ciudadano se va adecuando a la norma”, confió el funcionario, quien reconoció que la presencia de agentes en la vía pública desalentó a los automovilistas a llevar a fondo el acelerador. 

Actas diarias 

Según las actas labradas en estos operativos preventivos, a diario se constataban casi 300 casos de conductores en falta por exceso de velocidad, y en los últimos controles este número descendió a 220 casos diarios. 

Algunas de las avenidas con mayores faltas de este tipo medidas por los inspectores son: Sabattini, Juan B. Justo, Colón y La Voz del Interior, entre otras. El mayor problema que se visualizó fue el manejo de los conductores que respetan la velocidad máxima permitida en las avenidas, pero no merman la marcha del coche ante la cartelería que en la misma arteria advierte que en las proximidades hay centros de salud o escuelas. 

Más cartelería 

Los casos concretos detectados fueron en las avenidas Nores Martínez, Concepción Arenal y Ricchieri, entre otras arterias donde están próximas las facultades de la Universidad Nacional de Córdoba, la Universidad Provincial de Córdoba, Tribunales II y el Hospital Ferreyra. 

En esa zona, el municipio decidió reforzar la cartelería para advertir al conductor que, si bien se trata de avenidas, en algunos tramos no pueden superar los 30 kilómetros por hora. 

Incluso en la zona de barrio Quebrada de las Rosas, en el sector de la avenida Riobamba, entre Colón en el Jardín Botánico, se proyecta la construcción de un cantero central para evitar que los vehículos tomen mayor velocidad en ese tramo. 

La primera experiencia de control con radares 

Son operativos de la Dirección de Policía de Tránsito. 

Máximas. En avenidas, la velocidad máxima es de 60 kilómetros por hora, mientras que en calles es de 40. Se debe transitar con una velocidad de hasta 30 kilómetros por hora en las intersecciones con ausencia de semáforos. 

Radares. La Municipalidad dispone actualmente de dos cinemómetros y sumará otro más para realizar los controles. 

Pago. No se debe abonar la multa en el momento ni se recibirá inmediatamente la intimación, sino que llegará al domicilio donde esté radicado el auto en el que se registró la infracción. 

Valor. La multa tendrá un costo de entre 1.650 y 9.850 pesos. 

Concientización. En marzo no se sancionará económicamente a los infractores, sino que se realizan controles preventivos y se informa a quienes exceden los límites para concientizar. 

 

Fuente: https://www.lavoz.com.ar/ciudadanos/alta-velocidad-hay-menos-excesos-y-habra-mas-tiempo-sin-multas-en-cordoba 

 

 

 

 

 

 

Leer más
Bariloche tendrá radares móviles en las calles

Los cinemómetros serán móviles para sorprender a los conductores y emitirán una evidencia gráfica para la multa. También habrá controladores en semáforos. 

La municipalidad quiere incrementar la seguridad en el tránsito y por eso instalará radares fijos y también móviles para sorprender a los conductores en cualquier punto de la ciudad y detectar infractores.

El proyecto para comprar controladores de cruce de semáforo en rojo, cinemómetros (radares) fijos y móviles fue impulsado por el gobierno de Gustavo Gennuso en diciembre pasado y ayer recibió el visto bueno del Concejo Municipal que autorizó el llamado a licitación para realizar esta inversión. 

La concejal del oficialismo Julia Fernández remarcó al defender el proyecto que además de los controles fijos en puntos claves como semáforos “también habrá controladores móviles para evitar que solamente se conduzca a baja velocidad donde están los que no se mueven”

Los cinemómetros son radares que detectan automáticamente las infracciones por velocidad y generan una “evidencia gráfica” que contiene información como la fecha y hora exacta de la medición, la velocidad del vehículo afectado (en kilómetros por hora), la ubicación geográfica del cinemómetro y la velocidad máxima autorizada en el lugar. El equipo debe tener la verificación del Instituto Nacional de Tecnología Industrial.

El equipamiento que se incorporará al municipio comprende además controladores de semáforos que son cámaras que detectan cuando cruzan en rojo, si el vehículo sobrepasa la senda peatonal, si está estacionado en ochava o en una rampa para personas con discapacidad.

Según informó la comuna, el equipamiento que se comprará -por un monto que hasta ahora se desconoce– tendrá vehículos con el montaje, equipos y dispositivos de detección de infracciones, móviles de constatación debidamente identificados y acondicionados para las tareas de control, detección y registración de infracciones de tránsito, de vehículos y otras.

También las oferentes deberán aportar el mantenimiento de los equipos, la renovación y el procesamiento integral de las infracciones de tránsito constatadas con dispositivos electrónicos con registro gráfico, dentro del territorio competencia del municipio, así como el acceso a un software específico que permita visualizar la trazabilidad del estado de cada una de las infracciones.

En Bariloche hay dos problemas en el tránsito como el consumo de alcohol entre los conductores, una estadística que se intenta reducir con más controles de tránsito los fines de semana y altas multas; y la velocidad, que hasta ahora no se controla de ningún modo.

La licitación que realizará el municipio permitirá a las empresas oferentes postularse para una base de equipamiento. 

 

 

Leer más
Cada vez son más los adultos mayores que siguen manejando

Los especialistas lo ven como uno de los rasgos salientes de una generación que madura de manera distinta a las anteriores, con la aspiración de mantenerse más activa y con mayor autonomía  

Lucrecia Arceguet maneja desde los 18 años y es algo que siempre le gustó. Es por eso que hacerlo ahora, que tiene 80, le parece lo más natural. “La única diferencia es que ahora manejo, quizás, con un poco más de cautela que antes. Y que desde hace tres años lo hago con anteojos”, dice. 

Como ella, son cada vez más los adultos mayores que siguen manejando, un fenómeno que los especialistas asocian a una generación que eligió madurar de una manera distinta a las anteriores. 

“Estamos hablando de una generación más activa y que pone a la autonomía en un lugar central”, dice Silvia Gascón, presidenta de la Red Mayor de La Plata. 

Pero el hecho de ser pioneros en eso de llegar a adultos mayores al volante también hace que encuentren un tránsito demasiado agresivo y poco amigable. 

Como contraparte, estudios realizados a nivel nacional indican que un mayor número de adultos mayores en el flujo del tránsito aporta más respeto a las normas y cautela a las calles. 

Un número que crece 

Según los datos manejados por la ANSV (Agencia Nacional de Seguridad Vial) en el año 2018 aumentó un 2,59% la cantidad de licencias emitidas para mayores de 60 años con relación al año anterior. 

Así, mientras en 2017 se emitieron 675.270 licencias para adultos mayores, durante el 2018 fueron un total de 692.760. 

De acuerdo con estas cifras oficiales, el 3,58% de las personas que manejan en todo el país tiene más de 60 años. 

En tanto, en La Plata, los últimos datos difundidos por la Secretaría de Convivencia y Control Ciudadano, correspondientes al año 2018 y dados a conocer en enero, indicaban que en la Ciudad tramitaron su licencia de conducir durante ese año 19.992 personas mayores de 61 años. 

Esas cifras indican que hicieron ese trámite 7.070 personas de entre 61 y 70 años, 10.862 de entre 71 y 80 años y 2.060 mayores de 80. 

A la hora de mencionar las razones de este aumento, los expertos hablan, en primer lugar, del aumento de la expectativa y de la calidad de vida de los adultos mayores. 

La generación de los nacidos entre 1946 y 1964 vive, de la mano de los avances de la ciencia médica y la tecnología, una madurez más activa que las generaciones anteriores y se anima a reinventar la forma de convertirse en adulto mayor. 

Esta nueva forma de envejecer incluye nuevas maneras de usar el tiempo libre, la posibilidad de viajar o de llevar adelante cualquier actividad que les permita desarrollar su vitalidad. 

En el marco de esos cambios se extiende la edad en que los adultos mayores conducen. 

Con todo, y aunque la expectativa de vida se prolonga, es sabido que a medida que pasa el tiempo los reflejos y la capacidad de reacción se vuelven más lentos. Esto, no obstante, no es un impedimento para que los adultos mayores conduzcan de manera adecuada. 

Según un trabajo de la organización Luchemos por la Vida, cuando se analizan los accidentes por edad se advierte que los mayores no suelen ser los responsable de accidentes viales. 

Una de las razones para que esto pase es que los adultos mayores conocen mejor las reglas, cuentan con experiencia de manejo y son más conscientes de los cuidados que tiene que tener el conductor. 

O como elige decir Lucrecia Arceguet: “lo que noto ahora es que manejo con mayor cautela”. 

Capacidades físicas que se modifican 

 

Entre las capacidades físicas que se modifican con la edad hay varias que conviene tener en cuenta. 

La audición y la visión, por caso, son sentidos fundamentales para una conducción segura y se recomienda que el adulto mayor realice chequeos regulares para controlar la vista y la graduación de los lentes, sobre todo ante la perspectiva de un viaje largo. 

Otro elemento a tener en cuenta son los medicamentos, ya que muchos adultos mayores los toman y algunos fármacos suelen tener efectos secundarios que reduzcan habilidades de reacción, por eso se recomienda a los adultos mayores que consulten a su médico de cabecera, sobre todo si piensan salir a la ruta. 

El ejercicio regular también es un buen compañero del adulto mayor que quiere seguir manejando, ya que, con la vejez, la flexibilidad comienza a disminuir y los músculos se debilitan, imposibilitando o dificultando realizar ciertas maniobras al volante. 

Por otra parte, y como contrapartida, aparecen recursos tecnológicos que buscan equipar a los vehículos para ayudar al adulto mayor en el viaje. 

Entre ellos se cuentan dispositivos de conectividad en base a GPS/GPRS, volantes multifunción, sistemas de navegación digital o cajas de cambios automáticas. 

 

Fuente: https://www.eldia.com/nota/2019-3-8-4-4-24-cada-vez-son-mas-los-adultos-mayores-que-siguen-manejando-informacion-general 

Leer más
Comenzaron los controles de velocidad con radares en Circunvalación

Se realizaron con tres puestos móviles que fueron rotando. Por los piquetes, hubo poco movimiento en la avenida. Las multas van de 12 mil a 40 mil pesos.

La jornada con gran cantidad de piquetes, cortes de tránsito y expresiones de reclamos influyó en el movimiento que tuvo ayer la avenida de Circunvalación. El primer día de la implementación de radares para controlar excesos de velocidad quedó bajo los efectos de estas medidas de protesta que se repitieron a lo largo de esta vital arteria rosarina. Ese débil flujo de vehículos también derivó en un escenario poco habitual, y según las autoridades de la Agencia Provincial de Seguridad Vial, "todavía no sirve para ser tenido en cuenta como parámetro de referencia".

Así lo describió el director de Formación y Divulgación de la APSV, Sebastián Kelman. "La verdad es que hubo poco movimiento en la Circunvalación, por la cantidad de piquetes. No fue un día convencional. Para nada. Hubo poco tráfico durante todo el día, por lo que las infracciones captadas no son las que podrían producirse en una jornada habitual", explicó.

En ese marco, también resaltó que las multas "van de 12 mil a 40 mil pesos".

La puesta en marcha de los radares comenzó ayer con la implementación de tres puestos móviles. La APSV utilizó tres vehículos utilitarios de la agencia, desde donde se filmaron las infracciones. En cada unidad había un encargado de "gatillar" el dispositivo que mide la velocidad en tiempo real, siempre acompañado por un agente policial.

Los radares que se están utilizando fueron homologados por el Instituto Nacional de Tecnología Industrial (Inti), y ya están en condiciones de ser usados para este tipo de medición.

De acuerdo a la modalidad que dispusieron los responsables de estos dispositivos de control, cada puesto móvil se instala de 4 a 6 horas, y luego se traslada hacia otra ubicación para poder cubrir toda la extensión de la avenida Circunvalación, estimada en 30 kilómetros, aproximadamente.

Las variantes que utilizan los vehículos de la APSV se encuentran inscriptas dentro de un recorrido de 8 puntos seguros que están determinados para poder instalarse sin que corra riesgos el agente supervisor, y tampoco genere inconvenientes en el tránsito de esta agitada avenida. Serán esas las posiciones que se seguirán utilizando.

Esta postura de ir variando los sitios de filmación dejó en posición adelantada a muchos rosarinos que en la mañana de ayer se apuraron a comunicar a través de las redes sociales (sobre todo Facebook, Instagram y Twitter) las ubicaciones de estos móviles de la APSV, que fueron rotando hacia otro de los puntos señalados.

Vale recordar que las velocidades máximas establecidas son de 100 kilómetros por hora para los vehículos particulares, 90 para los colectivos y 80 para los camiones.

Kelman aclaró que ni las motos de baja cilindrada ni las bicicletas pueden circular por la traza principal de la ruta. Y puntualizó que los motociclistas deben circular por el carril derecho de la avenida y con casco.

 

Muchos cortes

Las manifestaciones de protesta de ayer le impregnaron un acento particular al primer día de los radares. En Circunvalación hubo cortes a la altura de Uriburu, Ayacucho, España y Godoy. Eso obligó a muchos automóviles a desviar por otras calles, y generó un caos de tránsito que se extendió durante toda la jornada.

Ese panorama de inconvenientes llevó a muchos conductores a no volver a tomar Circunvalación para llegar al destino deseado. Eso se verificó en un flujo de movimiento mucho menor sobre la avenida.

Las autoridades de la APSV comentaron que este tipo de controles "continuarán, con esta misma modalidad", y que por las noches, "se instalarán controles personales con policías".

 

Fuente: https://www.lacapital.com.ar/la-ciudad/comenzaron-los-controles-velocidad-radares-circunvalacion-n1747860.html 

Leer más
Conductores ruidosos: sólo 1 de cada 10 sabe cuándo está permitido tocar la bocina

Una encuesta nacional reveló el desconocimiento casi absoluto de la norma que prohíbe su uso salvo en caso de peligro o en zona rural.

Es habitual estar detenido en un semáforo y escuchar bocinazos cuando la luz cambia a verde o cuando otro conductor va a doblar y quiere avisar. También cuando hay un embotellamiento y es usada para “apurar” la marcha de los demás. O cuando se arman largas filas en la estaciones de peaje. Pero, ¿estas situaciones están contempladas en las leyes viales? ¿Cuándo debe usarse realmente esta herramienta de alerta?

El Observatorio Vial de la CECAITRA (Cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) realizó un sondeo que abarcó a más de 1.600 hogares acerca de lo que sabe la gente sobre el uso de la bocina. A cada consultado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas. Sólo el 9% (1 de cada 10) logró responder las cuatro correctamente.

A su vez se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde. Siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”.

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”. Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

“El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos”, le dijo a Clarín Facundo Jaime, vocero del observatorio vial de CECAITRA.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26% respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83%) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina.

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12% ignoraba la respuesta.

En el caso del uso de la bocina para avisar antes de hacer una maniobra, también se notó un alto grado de desconocimiento, ya que menos de la mitad (47%) respondió correctamente. El resto, no sabía la respuesta o se volcó por la incorrecta.

“La conducción implica además de verificar el adecuado funcionamiento del vehículo y tener la documentación en regla, conocer la normativa vial. Ser un conductor responsable es estar bien informado para saber, sin dudar, lo que está permitido o prohibido. Si todos conocemos las leyes de tránsito, lograremos una circulación más segura”, finalizó Jaime de CECAITRA.

Fuente: https://www.clarin.com/sociedad/conductores-ruidosos-solo-10-sabe-permitido-tocar-bocina_0_9tVow7Hed.html 

Leer más
Contaminación sonora por bocinas en Buenos Aires - Fuera del Show

El flagelo de los bocinazos en nuestro país se cimienta en gran parte por el desconocimiento de los conductores sobre su uso: apenas el 9 por ciento sabe utilizarla correctamente. El dato surge de una encuesta nacional de CECAITRA.

Es habitual estar detenido en un semáforo y escuchar bocinazos cuando la luz cambia a verde o cuando otro conductor va a doblar y nos quiere avisar. También cuando hay un embotellamiento y es usada para “apurar” la marcha de los demás. Pero, ¿estas situaciones están contempladas en la normativa vial? ¿Cuándo debe usarse realmente esta herramienta de alerta?

El Observatorio Vial de la CECAITRA (Cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) indagó durante el mes de marzo en más de 1.600 hogares acerca de lo que sabe la gente sobre esta temática. A cada consultado se le presentaron 4 situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas. Sólo el 9 por ciento (1 de cada 10) logró responder las cuatro correctamente.

A su vez se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde. Siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”.

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”. Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA, le expresó a PARTE DEL SHOW: “El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos”.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26 por ciento respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83 por ciento) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina.

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12 por ciento ignoraba la respuesta. Al analizar las edades de los encuestados se logró percibir que, erróneamente, consideran que está permitido 4 de cada 10 jóvenes (un 43 por ciento) de 16 a 29 años pero el porcentaje disminuye al 22 por ciento en los conductores comprendidos entre los 30 y los 49 años.

En el caso del uso de la bocina para avisar antes de hacer una maniobra, también se notó un alto grado de desconocimiento, ya que menos de la mitad (47 por ciento) respondió correctamente. El resto, no sabía la respuesta o se volcó por la incorrecta.

“La conducción implica además de verificar el adecuado funcionamiento del vehículo y tener la documentación en regla, conocer la normativa vial. Ser un conductor responsable es estar bien informado para saber, sin dudar, lo que está permitido o prohibido. Si todos conocemos las leyes de tránsito, lograremos una circulación más segura”, finalizó Jaime de CECAITRA.

Fuente: http://www.partedelshow.com.ar/noticia/contaminacion-sonora-por-bocinas-en-buenos-aires-fuera-del-show 

Leer más
Controles de alcoholemia en peajes: qué opinan los bonaerenses acerca de esta posibilidad

Según un relevamiento realizado por CECAITRA - Cámara de Empresas de Software Vial - a hombres y mujeres de AMBA y Mar del Plata, el 90% de los encuestados cree que el establecimiento de controles en puestos de rutas y autopistas ayudarían a reducir los siniestros

Argentina es uno de los países con más alto índice de mortalidad por accidentes de tránsito: durante el 2018, según un estudio realizado por la Asociación Luchemos por la Vida, hubieron 7.274 muertes por siniestros viales, con un promedio de 20 víctimas diarias y 606 mensuales.

Por su parte, el consumo de alcohol constituye uno de los principales factores causantes de muertes en el tránsito, registrándose entre las tres primeras causas de mortalidad vial de los jóvenes en la mayor parte del mundo.

En la actualidad, los controles de alcoholemia solamente son realizados por las autoridades competentes en las calles y rutas de todo el territorio argentino. Por eso, para conocer la opinión de los conductores acerca de la hipotética existencia de controles de alcoholemia obligatorios en los puestos de peaje, el Observatorio Vial de CECAITRA -Cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial- realizó un sondeo de 40 preguntas a hombres y mujeres, en similar proporción, en más de 1.600 hogares de AMBA y la ciudad de Mar del Plata.

Al preguntar si se implementa el establecimiento de controles de alcoholemia obligatorios en los puestos de rutas y autopistas, 9 de cada 10 consultados dijo estar de acuerdo con la idea. El 75% de los encuestados dijo estar muy de acuerdo con esa posibilidad, el 15% manifestó estar algo de acuerdo, mientras que el 10% restante se mostró en desacuerdo con la cuestión.

Si bien la instalación de estos controles fue aceptada por todos los consultados de distintas franjas etarias, se puede ver una pequeña diferencia: la medida fue aceptada por el 97% de los mayores de 65 años mientras que disminuyó al 88% en los jóvenes de 16 a 29 años.

“Los controles de alcoholemia en estaciones de peajes es una medida que funciona con éxito en países que han bajado su tasa de mortalidad de manera notoria. Por ejemplo, en Suecia se logró una disminución del 59% en los siniestros viales desde la implementación de un plan integral de seguridad vial, en donde uno de los pilares fue el control de la alcoholemia”, expresó Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA.

 

Cómo es la normativa actualmente

La Ley Nacional de Tránsito establece un límite de tolerancia máximo de alcohol en sangre de 0,5 gr por litro, y la Ley Nacional de Lucha contra el Alcoholismo Nº 24.788, la modifica parcialmente al disponer nuevos límites de 0,2 gr por litro de sangre para motociclistas y ciclomotoristas, y 0 gr para conductores profesionales -transporte de pasajeros, carga o menores-.

Algunos de los efectos que el consumo de alcohol provoca en el organismo son: produce importantes efectos sobre la visión; genera efectos sobre la coordinación y la atención, aumenta el tiempo que una persona tarda en decidir qué debe hacer o cuándo actuar y provoca falso estado de euforia, seguridad y confianza.

"Desde el Observatorio Vial también se indagó sobre qué pasaría si existiese una ley que prohíba la ingesta de alcohol para manejar y también 9 de cada 10 estuvieron de acuerdo con la idea. La sociedad conoce los peligros de conducir en estado de ebriedad. Debemos ser conscientes de la necesidad de estar 100% lúcidos al volante. Con conductores responsables podremos lograr un tránsito sin siniestros que lamentar”, declaró Jaime.

 

Fuente: https://www.infobae.com/espacio-no-editorial/2019/04/17/controles-de-alcoholemia-en-peajes-que-opinan-los-bonaerenses-acerca-de-esta-posibilidad/ 

Leer más
Dictarán curso a motociclistas para disminuir siniestros viales

La Asociación de Motociclistas de la provincia de Misiones brindará en la localidad de Candelaria un curso destinado a los conductores de motocicletas con el fin de generar mayor conciencia y bajar el índice de siniestros viales, sobre todo en zonas urbanas. Alejandro Melgarejo, presidente de la asociación, explicó en diálogo con El Territorio que hoy en día la motocicleta es un vehículo que tiene una gran expansión en el mercado, no sólo porque es relativamente económico sino además por su utilidad. Asimismo, sostuvo que “otro motivo por el que la gente opta por adquirir una moto es que tenemos un servicio de transporte urbano que es tedioso y una moto mejora la movilidad, pero supone la mayor causa de mortalidad en zonas urbanas de Misiones”.

“Por ese motivo es más que importante que cada persona que sube a conducir una moto sepa sobre los riesgos que corre, tanto para él o ella como para sus acompañantes o terceros”, afirmó.

Siguiendo esta línea, hizo hincapié en la importancia de tomar conciencia sobre las leyes de tránsito y la responsabilidad a la hora de conducir.

Además de las técnicas de manejo seguro, buscarán instruir a los conductores sobre el equipamiento para salvar la vida de una persona y se abordarán temáticas relacionadas al mantenimiento del vehículo.

Estiman que comenzará la primera semana de abril. Será gratuito y de carácter obligatorio para todas los conductores de motos de la localidad y zonas de influencia. Finalmente, Melgarejo se refirió a las fallas en los controles de tránsito, ya que según manifestó son muy permisivos a la hora de detectar infracciones. 

Fuente: https://www.elterritorio.com.ar/dictaran-curso-a-motociclistas-para-disminuir-siniestros-viales-22423-et

 

 

Leer más
Dirección de Seguridad Vial adquirió 40 nuevas cámaras para puestos camineros

La Policía provincial realizó la entrega de 40 cámaras de alta definición a la Dirección de Seguridad Vial, las cuales estarán destinadas a los diferentes puestos camineros ubicados en Capital y el interior provincial. Según indicaron, este nuevo equipamiento servirá también para registrar las patentes de los vehículos que ingrese y egresen de La Rioja.

Ayer por la mañana, en el predio de la Dirección de Control de Tránsito y Seguridad Vial, se realizó la entrega simbólica de 40 nuevas cámaras de seguridad de alta calidad, que serán instaladas en diferentes puestos camineros en todo el territorio provincial.

El acto estuvo encabezado por el jefe y subjefe de la fuerza, Marcelino Elizondo y Macerlo Gallo, respectivamente, como así también las autoridades de la dirección, Hugo Madrid y Ramón Rivero.

En la oportunidad, Elizondo dijo que “esta es una gestión que ha sido iniciada y prácticamente realizada en su conjunto por el director y el subdirector de la Dirección”, al tiempo que explicó que de las 40 cámaras “se dividirán en dos funciones, unas para la filmación de ingreso y egreso de todo tipo de vehículos que circulen por los accesos principales de nuestra capital y el interior, mientras que otras serán para el registro de patentes”.

Por su parte, Madrid expresó que “gracias al trabajo conjunto y la predisposición de la Jefatura de la Policía, pudimos concretar esta compra que se suman a las 16 cámaras que ya tenemos instaladas desde el año pasado”.

Indicó que las cámaras “son de lo mejor que hay en el mercado” y van a ser distribuidas “en lugares como el puesto que tenemos en el límite con San Juan, que se llama Santa Clara (extremo sur de la provincia), también en el ingreso a Alpasinche (departamento San Blas de los Sauces); el puesto Nº 1 que está entrando a Chilecito; otras varias las vamos a poner en el puesto que tenemos en las salinas sobre la Ruta Nº 38 (límite con Córdoba); además vamos a poner cámaras en los predios de Chilecito y Aimogasta de esta Dirección de Control de Tránsito y Seguridad Vial”.

En cuanto al equipo para registrar patentes, dijo que tiene tecnología inalámbrica, por lo que “no necesitan un equipo extra”. “Por ahora vamos a instalarlas de prueba en el puesto caminero norte (de la capital riojana) ubicado sobre Ruta Nacional Nº 38. Estas tienen memoria interna y puede almacenar imágenes”, espetó.

Fuente: http://www.elindependiente.com.ar/pagina.php?id=205104

Leer más
El registro es sólo para conducir

Los dueños de un vehículo son como patos en una bañera: difícil que les erren un escopetazo. Gravámenes, patentes, tasas, verificaciones, peajes, multas, aranceles y todo lo que las autoridades ejecutivas y legislativas disponen les resulta muy fácil cobrarles. La licencia de conducir es un permiso que se otorga para certificar que somos capaces de manejar un vehículo. Ahora bien: ¿qué tiene que ver esta capacidad con ser dueño de uno? Nada, salvo poder manejarlo legalmente. Pero, por ejemplo, usted no podrá renovar el registro de conducir en CABA si es propietario de un auto que no realizó el grabado de autopartes o tiene deudas de patentes.

Es comprensible y coherente que no se renueve el registro hasta no pagar multas por faltas de tránsito (mal estacionamiento, exceso de velocidad, etcétera), lo que resulta además justo para todas las personas que tienen la licencia. Pero no tiene mucha justificación negarlo por infracciones que no son compatibles con el manejo, como las mencionadas. En todo caso, deben reclamarse cuando el vehículo es vendido y transferido: entonces sí tendría sentido, porque tienen que ver con la propiedad del bien.

¿Por qué negar el registro por faltas que tiene que ver con la propiedad y no con la capacidad para conducir? La respuesta es obvia: para cobrarlas más rápido. Pero debería tenerse en cuenta que el registro también puede ser utilizado para manejar otros vehículos. Las autoridades deberían revisar esta disposición para ser equitativas con todos los conductores. 

 

 

Leer más
Estrellas Amarillas, en red nacional

La Fundación Estrellas Amarillas de La Pampa participó de la presentación de la Red Federal de Asistencia a víctimas y familiares de víctimas de siniestros viales que comenzó a regir en el país. El sistema apunta a mitigar los daños causados por un siniestro vial tanto a las víctimas como a sus familiares. El Observatorio de Seguridad Vial considera a los siniestros viales como una verdadera «pandemia invisibilizada» y se trata, además, de la primera causa de muerte de jóvenes entre 15 y 29 años. El proyecto de la red de asistencia surgió de la necesidad detectada por las ONG que surgieron en todo el país para asistir a familias que sufrieron tragedias viales. Si bien la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) ya trabajaba con algunas de ellas, hasta el momento no existía ninguna institución que canalizara a través del Estado las problemáticas que se desprenden de un hecho traumático, generado por un siniestro vial, o en la instancia post-siniestro.

Silvia González, mamá de Sacha Viguera y presidenta de la Fundación Estrellas Amarillas La Pampa, expresó que «la puesta en funcionamiento de esta Red es de suma importancia para nuestra Fundación Estrellas Amarillas, porque permite que las personas tengan un lugar para contactarse en caso de siniestros, haciendo hincapié en la importancia de la adhesión de nuestra provincia al programa. El trámite era engorroso para una ONG», señaló.

Impacto múltiple.

«Se debe tener presente que por cada víctima fatal se considera que al menos cinco personas serán impactadas en su salud mental, por lo que una de las prioridades en situaciones de emergencias y desastres es proteger y mejorar la salud mental y el bienestar psicosocial de quienes han resultado impactados por lo que actualmente se considera internacionalmente es una pandemia invisibilizada», aseguró Silvia Bentolila, médica psiquiatra y sanitarista, especialista en salud mental en emergencias y desastres.     

En el acto de apertura estuvieron el ministro de Transporte Guillermo Dietrich, el director ejecutivo de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, Carlos Pérez, la directora nacional de Coordinación Interjurisdiccional, Daniela Ortega, la médica psiquiatra y sanitarista Silvia Bentolils. También la consultora OPS/OMS (Protección de la Salud Mental en Emergencia y Desastres) con la fundadora de la Asociación STOP Accidentes y Presidente de la FICVI – Federación Iberoamericana de Asociaciones contra la violencia vial – Familiar de víctimas-, Jeanne Picard Mahaut.

Según informó la ONG pampeana en un comunicado de prensa, las personas pueden llamar al 0800-122-7464 de lunes a viernes de 8 a 20. Los atenderá un equipo multidisciplinario para asistirlos. Fuera de ese horario y durante los fines de semana, detalló la ANSV, habrá un contestador para que dejen sus mensajes y se los contacte.  

Fuente: http://www.laarena.com.ar/la_pampa-estrellas-amarillas-en-red-nacional-2043602-163.html 

Leer más
Hubo más de 8000 multas por estacionar mal cerca de los estadios

Algo cambió desde el primer partido de fútbol del año en la ciudad de Buenos Aires. El 19 de enero River recibía a Defensa y Justicia por un partido pendiente de la Superliga Argentina y, más allá de lo que pasó dentro del campo de juego, fuera del estadio Monumental la dinámica fue distinta a lo que habitualmente ocurría en esa zona. No había parrillas improvisadas, tampoco puestos de venta de camisetas y se veían pocos "trapitos" operando en las sombras.

Desde ese día los controles comenzaron a ser más exhaustivos en las inmediaciones de los estadios porteños de acuerdo con lo aprobado en la última reforma del Código Contravencional. Pero el ordenamiento del espacio público fue más allá y tocó una fibra sensible de las malas conductas callejeras: el estacionamiento en lugares prohibidos como rampas, esquinas, espacios reservados para discapacitados, ingresos a garajes y veredas.

En lo que va del año, y en 19 operativos diferentes, los agentes de tránsito detectaron 8250 infracciones por vehículos mal estacionados y 27 de ellos fueron acarreados por faltas graves, según informó la Secretaría de Transporte y Tránsito de la Ciudad. Los controles se hicieron en las cercanías de los estadios de Boca, River, San Lorenzo, Vélez Sarsfield, Huracán y Argentinos Juniors.

Durante los últimos años los "trapitos" se adueñaron de las calles cercanas a esos estadios o de las de aquellos donde se desarrollaba algún espectáculo masivo, en muchos casos bajo el amparo de las barras bravas, mientras que los operativos de seguridad apuntaban para otro lado. El mal estacionamiento es un derivado de ese accionar ya que no había límites para aprovechar hasta el último metro disponible con el fin de aumentar la recaudación diaria.

Al ajustar la mirada sobre los "trapitos" entraron en el radar este tipo de infracciones. Aunque la decisión de efectuar un control más minucioso sobre el espacio público es una continuidad de lo que empezó con el desalojo de los manteros de las zonas más conflictivas como Retiro, la peatonal Florida, la avenida Avellaneda, Once y Liniers.

Además de las 8250 infracciones registradas por mal estacionamiento hubo 67 casos denunciados por la presencia de "trapitos" que exigían dinero a cambio de cuidar vehículos. Los cambios del Código Contravencional habilitaron a los efectivos de la Policía de la Ciudad a intimar a las personas en falta para que dejen de realizar esa actividad prohibida. En los casos de reincidencia cabe la posibilidad de la detención y la apertura de un sumario contravencional.

El oficialismo dio una larga batalla para llegar a este escenario, que pretende disminuir la presencia de "trapitos" y acabar con las organizaciones que lucraban con el uso del espacio público. La iniciativa se gestó cuando Mauricio Macri era jefe de gobierno y culminó recién el año pasado cuando Vamos Juntos logró la mayoría simple en la Legislatura, con legisladores propios y aliados.

La primera acción concreta se remonta a 2009 con el proyecto presentado por el entonces diputado del Pro, Martín Borrelli, para modificar el Código Contravencional, que no tuvo aceptación entre sus colegas. Dos años más tarde la oposición logró sancionar una ley que creaba el Registro de Cuidadores de Vehículos para regular la actividad de los "trapitos", pero días después de la sanción Macri la vetó.

Luego la Justicia comenzó a cercar a los cuidacoches reincidentes que, para evitar llegar a un juicio contravencional, fueron instados a hacer trabajos comunitarios en hospitales o iglesias mediante una probation. Fue el principio de la avanzada final.

Los controles en los alrededores de los estadios porteños fueron más allá del uso del espacio público ya que incluyeron operativos de tránsito para detectar conductores alcoholizados o drogados. En los 1500 tests realizados se detectaron diez casos positivos de alcohol en sangre más allá de los límites permitidos y seis personas que conducían bajo los efectos de estupefacientes.

"Estos controles de alcoholemia, estupefacientes y estacionamiento indebido en las inmediaciones de los estadios de fútbol apuntan a solucionar una conducta que afectaba la convivencia entre hinchas y vecinos desde hace tiempo", opinó Juan José Méndez, secretario de Transporte de la Ciudad.

Con la colaboración de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT) y de Gendarmería Nacional, también se controlaron ómnibus y colectivos que llevaban a hinchas. En esos operativos se registraron nueve infracciones por mal estacionamiento en los alrededores del estadio de Boca. Todos los vehículos debieron ser acarreados por no contar con habilitación para el transporte de adultos.

El estacionamiento indebido es un problema en toda la ciudad: en 2018 fue la infracción más común con 1.351.561 actas labradas, el 32% de todas las multas registradas. 

Fuente: https://www.lanacion.com.ar/buenos-aires/hubo-mas-de-8000-multas-por-estacionar-mal-cerca-de-los-estadios-el-avance-en-el-pais-nid2227128

Leer más
La Justicia se puso más dura con los que matan al volante

A diferencia de lo que ocurría antes, los fiscales ahora ordenan la detención de los conductores. Usan la figura de “dolo eventual”. 

Imprudencia al volante mezclada con la ingesta de alcohol. En muchas oportunidades el resultado es accidente de tránsito, lesiones y muerte. Durante los meses veraniegos en Mendoza marcó la agenda policial y judicial, entre otros temas, la sumatoria de siniestros viales que combinaron estas circunstancias y reabrieron un viejo debate de posturas y doctrinas. Dolo o culpa. Cárcel o libertad condicional.

En hechos similares, detalles o pruebas apenas diferentes pueden cambiar radicalmente la situación de los acusados. En la provincia los casos recientes se han inclinado por las duras imputaciones que buscan poner un freno a los inconscientes conductores.

Durante años la Justicia local afrontó los cuestionamientos de muchos familiares de víctimas fatales que descargaban su dolor cuando se enteraban de que la persona, que había provocado el accidente que le había quitado la vida a su ser querido, estaba libre.

Incluso cuando en su accionar habían incluido maniobras temerarias, infracciones, excesos de velocidad y copas de alcohol antes sentarse frente al volante.

Agravantes

Homicidio culposo, un delito excarcelable con penas de 2 a 5 años de prisión que permite que los imputados sigan el proceso en su contra en libertad. En algún caso grave o particular, arresto domiciliario.

En 2017 se le agregaron agravantes al artículo 84 del Código Penal, que llevaba a 3 años la mínima y a 6 años la máxima del culposo, para “el conductor que se diere a la fuga o no intentase socorrer a la víctima, que estuviese bajo los efectos de estupefacientes o con un nivel de alcoholemia igual o superior a 0.5 gramos de alcohol en sangre en el caso de choferes profesionales o un 1 gramo en los no profesionales”.

Según la norma, incurriría en este delito un automovilista “si estuviese conduciendo en exceso de velocidad de más de 30 kilómetros por encima de la máxima permitida en el lugar del hecho, o si condujese estando inhabilitado para hacerlo por la autoridad competente, o violare la señalización del semáforo, las señales de tránsito que indican el sentido de circulación vehicular o cuando fueren más de una las víctimas fatales”.

Más allá de estas circunstancias, el delito sigue dando la posibilidad de ser investigado con la ventaja de no estar arrestado.

El desafío de probar el dolo

En Mendoza, en los últimos meses una acumulación de causas por tragedias viales han ido por otro camino. Posiblemente el más difícil de probar, pero que en los damnificados encuentra mayor sensación de justicia: el polémico y cuestionado dolo eventual.

Esta figura presupone que el conductor, durante su manejo imprudente, se representó en su mente el daño que podía ocasionar, y de igual manera mantuvo su conducta. Esta secuencia tiene graves consecuencias penales, como penas de 8 a 25 años de prisión efectiva.

Sin embargo, el desafío aquí es poder probarlo. “A los fiscales les decimos que, si están convencidos de que hay dolo eventual, imputen por eso. Es una línea muy delgada entre los hechos y las doctrinas están dividas”, asegura Alejandro Gullé, procurador general y jefe de los fiscales.

El Ministerio Público Fiscal cuenta con la Fiscalía de Tránsito, integrada por Liliana Giner y Fernando Giunta, y con Darío Tagua como coordinador.

“No damos directivas ni bajamos una línea, los dejamos trabajar a ellos. No se puede trazar un límite y decir ‘todos los que manejen alcoholizados hay que imputarlos por dolo eventual’. Hay que ver caso por caso”, expresa Gullé.

“Es verdad que cuando las penas son fuertes pueden actuar como ejemplificadoras. También hay una realidad: no podemos seguir haciendo lo mismo que se hacía siempre, porque de esa manera no se creó consciencia en los que manejan”, agregó el procurador.

El límite entre los delitos es muy fino y hasta pasa por una cuestión de criterios. “Alguna causa llegará a la Corte Suprema de Justicia de la Nación y ahí veremos el criterio de ellos. A nuestros fiscales les decimos que, si ellos creen que hay dolo, que no lo duden y que cuentan con todo el apoyo del Ministerio Público”, completa Gullé.

Teorías y doctrinas

Fernando Giunta es uno de los investigadores de la provincia que resuelve estos casos y a Los Andes le contó qué criterios aplica para definir una imputación u otra.

“La culpa puede ser consciente, donde está la creencia de que se podrán evitar los daños, y la culpa inconsciente, que es cuando el imputado no se imaginó lo que podía pasar. La tendencia ahora es suprimir lo consciente, para que quede clara la diferencia entre el dolo y la culpa”, explica.

“El dolo es conocer el peligro concreto de una acción. El desconocimiento es culpa”, remarca Giunta. El fiscal también hizo un repaso de algunas de las teorías utilizadas para decidir de qué manera va a investigar determinado hecho.

“Para el dolo, uno de los criterios es la evitación del resultado objetivo, que quiere decir que no debías manejar si estabas ebrio, no hacer maniobras bruscas o circular sin carnet. Si cumplís estas medidas, seguramente se evita el resultado trágico”, apunta. Y aclara: “El dolo es aplicable a la persona que está orientada en tiempo y espacio y conoce las leyes”.

Otra de las teorías que puede servir para distinguir cuando hay dolo, o cuando no, es la autopuesta en peligro. Esto tiene que ver cuando la víctima conoce el peligro pero de todas formas, no respeta las velocidades permitidas en su vehículo o pasa por lugares no permitidos. Estas conductas pueden dejar a salvo a los conductores del dolo eventual.

“Una doctrina que se usa es la creación de un peligro objetivo jurídicamente desaprobado. Hace referencia a cierto proceder que excede los riesgos tolerados en la sociedad. Aquí cabe el dolo”, detalla el fiscal. Giunta incluye también la teoría de la evitabilidad, que implica evitar de forma objetiva el riesgo; que quede evidenciada esa intención y no que sea sólo un deseo. “Para acusar por este delito tiene que haber una confluencia y sumatoria de factores que muestren que se excedió la prudencia”, completa el fiscal de Tránsito.

Precedente provincial

En la memoria de los mendocinos quedó la tragedia de TurBus de febrero de 2017, con aquel colectivo que iba a Chile y volcó en Alta Montaña, provocando la muerte de 19 personas.

Francisco Sanhueza, el conductor, fue condenado a 20 años de cárcel por homicidio simple con dolo eventual. Esa sentencia fue apelada pero confirmada por la Suprema Corte de Justicia de la provincia. Hay más fallos por este delito, aunque todos terminan en la decisión del máximo tribunal.

Casos fatales recientes y conductores en prisión

Costanera. Dos hermanitos murieron tras un choque múltiple. | José Gutiérrez / Los Andes 14 de diciembre: José Caccia fue uno de los tres conductores que provocaron el accidente en el que murieron dos hermanitos de 7 y 3 años en la Costanera. Circulaba con exceso de velocidad y en un auto que no estaba en condiciones mecánicas.

14 de enero: Roberto Aucachi atropelló y mató a una nena de 4 años y a una joven de 21 en la lateral del Acceso Este. El dosaje de alcohol le dio 1.81 gramos de alcohol en sangre y manejaba sin luces.

27 de enero: Javier Colaiaco estrelló su auto contra un poste de luz y murió una joven que iba con él. Minutos antes lo habían multado porque conducía con 2.13 gramos de alcohol en sangre. Además, iba a 140 kilómetros por hora. Ocurrió en el Acceso Norte, en Las Heras.

10 de febrero: Claudio Villalba, manejando con 1,30 gramos de alcohol y sin carnet, atropelló y mató en Las Heras a un hombre que esperaba el micro. El joven de 18 años está en el penal a la espera de la audiencia de prisión preventiva, que se realizará esta semana.  

 

 

Leer más
La mayoría de los conductores aceptan la alcoholemia en los peajes

Lo aseguraron ante la hipótesis que se lleven a cabo ese tipo de controles en la ruta.

Los controles de alcoholemia, hasta el momento, solo son realizados por las autoridades competentes en las calles y rutas de todo el territorio argentino. Pero, ¿qué pasaría si estos controles se encontraran en las cabinas de peajes sin permitirnos avanzar en caso de dar positivos?

Para conocer la opinión de los conductores acerca de la hipotética existencia de controles de alcoholemia obligatorios en los puestos de peaje, el Observatorio Vial de la Cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial (Cecaitra) realizó un sondeo en más de 1.600 hogares.

Al preguntar si se aprobaba la medida, 9 de cada 10 consultados dijo estar “de acuerdo” con la idea. Asimismo, de los entrevistados el 75 por ciento dijo estar “muy de acuerdo” con esa posibilidad y el 15 por ciento manifestó estar “algo de acuerdo”, por lo que se deduce que la mayoría dijo estar “de acuerdo” con la posible disposición.

Si bien la instalación de estos controles fue aceptada por todas las edades de los consultados, existe una pequeña diferencia: la medida fue aceptada por el 97 por ciento de los mayores de 65 años mientras que disminuyó al 88 por ciento en los jóvenes de 16 a 29 años.

Prevención

“Los controles de alcoholemia en estaciones de peajes es una medida que funciona con éxito en países que han bajado su tasa de mortalidad de manera notoria. Por ejemplo en Suecia, donde se logró una disminución del 59 por ciento en los siniestros viales desde la implementación de un plan integral de seguridad vial, donde uno de los pilares fue el control de la alcoholemia”, explicó el vocero del Observatorio Vial de Cecaitra, Facundo Jaime.

Al año mueren alrededor de 7 mil personas en siniestros viales en el país, siendo la primer causa de muerte en los jóvenes menores de 25 años y la ingesta excesiva de alcohol es el motivo en la mayoría de los casos en esta franja etaria.

La Ley Nacional de Tránsito establece que “queda prohibido conducir cualquier tipo de vehículos con una alcoholemia superior a 500 miligramos por litro de sangre”.

Asimismo, la norma específica que “para quienes conduzcan motocicletas o ciclomotores queda prohibido hacerlo con una alcoholemia superior a 200 miligramos por litro de sangre”, mientras que para los vehículos destinados “al transporte de pasajeros de menores y de carga, queda prohibido hacerlo cualquiera sea la concentración por litro de sangre”.

A su vez, la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV) expresó que “es importante conocer cuáles son los efectos que el consumo de alcohol provoca en nuestro organismo, para que podamos tomar las precauciones necesarias: incrementa el riesgo de sufrir un incidente vial y la probabilidad de que éste tenga un desenlace mortal o cause traumatismos graves; produce importantes efectos sobre la visión; genera efectos sobre la coordinación y la atención, y aumenta el tiempo que una persona tarda en decidir qué debe hacer”.

Fuente: https://www.lacapitalmdp.com/la-mayoria-de-los-conductores-aceptan-la-alcoholemia-en-los-peajes/ 

Leer más
La mitad de los conductores bahienses usa el celular o el GPS mientras maneja

SEGÚN UNA ENCUESTA DE LA CÁMARA DE EMPRESAS PRODUCTORAS DE SOFTWARE VIAL

5 de cada 10 conductores bahienses usan el celular o el GPS mientras manejan, según informó una encuesta realizada por la Cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial (CECAITRA).

La encuesta se hizo en más de 1.600 casas donde más del 55 % dijo que siempre usa el GPS o alguna aplicación de navegación cuando maneja.

Aunque la ley no se exprese específicamente sobre estas nuevas herramientas tecnológicas, debemos ser conscientes al usarlas, ya que su uso puede alterar nuestra atención al volante”, expresó Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial a La Nueva.

Respecto al conocimiento de las leyes sobre el uso de los dispositivos, el 40 % señaló que están permitidos, el 28 % no sabía y el 10 % solamente dijo que están prohibidos.

“Estos sondeos muestran una 'fotografía' del tránsito. Nos interesa conocer la opinión acerca de temas específicos como el de la tecnología aplicada a la conducción”, explicó Jaime.

Por otra parte, el 80 % señala que la responsabilidad de los accidentes es exclusivamente de los conductores, y el 20 % que conducen alcoholizados.

 “La concentración y la responsabilidad al volante son esenciales para un tránsito seguro”, finalizó el vocero del Observatorio Vial.

Fuente: https://www.lanueva.com/nota/2019-4-16-9-17-0-5-de-cada-10-conductores-bahienses-usan-el-celular-o-el-gps-mientras-manejan 

Leer más
La seguridad vial será tema del encuentro de instructores

Participarán agentes nacionales, provinciales y municipales el 27 de marzo. 

El 27 de marzo se llevará a cabo un encuentro de Instructores y Evaluadores de Seguridad Vial, con el objetivo de analizar los nuevos decretos y leyes referidas a tránsito, como así también, se realizará una evaluación de cada municipio, en lo que respecta a la seguridad vial.

El encuentro se viene realizando durante los últimos años, en forma conjunta con la Nación y la Provincia. En este caso, será Rosario de la Frontera la sede anfitriona, la cual estará recibiendo a instructores de toda la provincia y de trece municipios salteños, incluida la Segunda Sección, El Tala y La Candelaria entre otros.

Desde la Dirección de Tránsito anunciaron que "el objetivo es también renovar la matrícula de cada agente y para los instructores será en el mes de abril", adelantaron a El Tribuno.

"Se realizará una charla, en la cual se analizarán los decretos nuevos respecto a la seguridad vial, ya que todos los años, hay una modificación en la ley, como así también en la obtención de licencias nacionales de conducción, por lo tanto, todas las novedades respecto a estos temas, se estarán viendo en el encuentro", confirmaron.

"Se harán presentes tres instructores de la Agencia Nacional de Seguridad Vial de Buenos Aires, y cuatro agentes de la Agencia Provincial de Seguridad Vial".

Municipios protagonistas

Se congregarán trece municipios, allí podrán exponer su trabajo, el cual es realizado a lo largo del año.

Además se realizará un análisis de todas las modificaciones de la ley nacional de tránsito para la obtención de la licencia del carnet, entre otros temas.

"Vamos a estar recibiendo a trece municipios de la provincia, incluido El Tala, La Candelaria, y El Potrero, el cual estará inaugurando el Centro de Emisión de Licencias, allí podrán realizar los trámites y desde Rosario se hará la impresión y entrega de los nuevos carnet", adelantaron a El Tribuno.

Tragedia en caminos rurales

Un niño de siete años perdió la vida el domingo, luego de que volcara la camioneta en la que se trasladaba por ruta provincial 2, a la altura de finca San Esteban, en Rosario de la Frontera.

Según informó la policía, el accidente se produjo alrededor de las 17 cuando el conductor del rodado, un hombre de 53 años, perdió el control del vehículo. La camioneta circulaba en sentido sur-norte y allí viajaban seis personas.

A raíz del impacto un niño de 7 años falleció, mientras que el resto de los ocupantes resultaron con diversas lesiones.

Advertencias de Tránsito

A raíz del fatídico desenlace que vivió la Ciudad Termal, desde la Dirección de Tránsito, advirtieron acerca de algunas medidas para tener en cuenta a la hora de circular por los caminos rurales.

"Los caminos rurales y de ripio presentan cierta inestabilidad para los vehículos a la hora de transitar, por lo que recomendamos tener en cuenta, en primer lugar el embrague, el cual hay que usarlo solamente para acceder a los cambios, caso contrario, el coche, se desliza como si circulara en una pista de hielo, lo que puede derivar en la pérdida del control del vehículo", advirtieron.

Respecto a los frenos, recomiendan, "siempre hay que frenar en una zona recta, y respecto al frenado en las curvas, hay que bajar sí o sí la velocidad, no frenar mientras se circula en dichas curvas".

"Lo recomendable es circular a no más de 60 o 70 kilómetros por hora, además hay que tener en cuenta la tierra que se levanta, característica de estos caminos, por lo tanto, son cuestiones que hay que tener sí o sí en cuenta".

"Cuando uno circula a alta velocidad, y frena de golpe, desemboca en la pérdida del control seguido de un vuelco".

Respecto al cuidado de los niños, dijeron que "los niños, sí o sí tienen que viajar en la parte trasera, y con la silla especial para ellos", dijeron.

Velocidades máximas en rutas nacionales

“La máxima es de 110 kilómetros por hora, solamente en caminos en buen estado, en el caso de la ruta de la muerte, (la ruta 9/34) se recomienda, circular a 90 kilómetros como máximo, ya que estas rutas tienen un efecto denominado como Aquaplaning, o sea, se forma una especie de piletas de agua cuando llueve, en este caso, es mejor circular a no más de 70 kilómetros por hora”, advirtieron los especialistas de Tránsito a los conductores que atraviesan esta parte de la provincia. 

 

Leer más
Llegó la hora de tocar el freno

Falta de cultura de la seguridad y la poca conciencia a la hora de tomar un vehículo, ya sea automóvil o ciclomotor, son la combinación perfecta para entender por qué las cifras de víctimas fatales en siniestros viales, crece año tras año.  

En Formosa, este fin de semana ocurrieron dos siniestros que resultaron con dos personas fallecidas: uno en capital y el otro en el interior.

Diego Zamudio, Perito en Criminalística y Educador Vial comentó que “hay que endurecer las estrategias de control por parte de todos quienes están involucrados para así mejorar la cultura de la seguridad vial”. 

Con las muertes de dos personas este fin de semana, una en el interior provincial y la otra en un barrio de esta capital, ya suman 16 las víctimas fatales en lo que va de 2019 en el territorio formoseño. 

Según indicó el experto, “nosotros también contemplamos a las personas que fallecen posteriormente al siniestro vial; por eso quizás nuestras cifras difieran un poco pero sí, se acerca mucho el dato que se maneja de las víctimas que hay actualmente”. 

Agregó que las estadísticas que registran las toman de manera semestral o a fin de año; en tanto que su misión es “buscar concientizar a las personas y reeducar en el caso de los adultos jóvenes y las personas ya mayores. Con los chicos es un trabajo más sencillo, se les explica el porqué deben usar el casco abrochado y el cinturón; y lo comprenden.  

Es un trabajo a largo plazo que tendrá sus resultados más adelante y en eso nos aferramos”. 

La cultura de la seguridad y el riesgo latente en los jóvenes 

Es verdad que salir a la calle mientras se es un ocupante de la vía pública es un riesgo latente por cuanto uno nunca puede estar seguro que al salir estará a salvo, porque aunque se respeten las normas, la seguridad vial se compone también de los que están compartiendo la vía pública. 

Silvina Facio, de la Asociación Sendero de Estrellas, que acompañan a las familias de víctimas de tránsito, explicó que “lamentablemente todo el tiempo ocurren muertes por hechos de tránsito que nosotros creemos que se pueden evitar”. 

Además dijo que “aún no se toma conciencia sobre el uso de alcohol, drogas o manejar a altas velocidades entre los jóvenes y lamentablemente esto termina siempre en una tragedia como la del caso (Diego) Ramoa y la jovencita (Sofía Puyó que terminó perdiendo la vida) ocurrida este último fin de semana pasado”. 

Al respecto de la prevención y la cultura de la seguridad vial, Zamudio marcó que “es un trabajo difícil porque en el caso de los adultos y los jóvenes adultos, ocupantes ya de la vía pública; en el caso de los adultos hay que reeducar. Mientras que con los niños, ellos entienden mejor lo que se les explica sobre el uso del casco y del cinturón, eso es bueno pero somos conscientes de que estamos haciendo un trabajo a largo plazo”. 

Indicó que “el padre compra el casco pensando en evitar la multa y no como una cuestión de seguridad; en cambio los chicos a los que les estamos enseñando, saben que el día de mañana, comprarán los elementos de seguridad no por obligación sino por amor”. 

Las muertes en las rutas nacionales, provinciales y calles de Formosa siguen engrosando la lista por situaciones que como bien definió Facio, se pudieron evitar con trabajos de concientización mayor.  

Para finalizar, Zamudio pidió que “desde el Estado se debe atacar más con las estrategias de prevención, enseñar educación vial en todos los niveles escolares, endurecer los controles no solamente para con los motociclistas sino también con los automovilistas”.

 

Leer más
Los rentables controles sobre los conductores

La Policía Caminera y la Justicia de Faltas son de las pocas que le ganaron a la inflación el año pasado. 

Un grupo de WhatsApp advierte dónde están ubicados los controles con cinemómetros en la ciudad de Córdoba que miden los excesos de velocidad en avenidas, donde la máxima es de 60 kilómetros por hora.

Si bien la Municipalidad de Córdoba decidió no hacer multas aún, ya es un éxito de los controles que se viralicen las advertencias para no caer en los registros de los radares y recibir las admoniciones del Tribunal municipal de Faltas.

Según el municipio, cada vez se detectan menos infractores y quienes sobrepasan la máxima no lo hacen por tanto. Antes, comentan, iban a 100; hoy se detectan infractores a 80 kilómetros por hora. Esto llevó a que se posterguen las sanciones que pegan en el bolsillo. Postergación que podría pasar para después de las elecciones del 12 de mayo, para no malquistar a más electores, sugieren desde el entorno del intendente de Córdoba.

Lo de los grupos de WhatsApp no es una novedad: hay varios muy parecidos al que hoy se ocupa de los cinemómetros municipales, que advierten, desde hace tiempo, dónde están los radares de la Policía Caminera e incluso dónde están haciendo exámenes de alcoholemia.

En las próximas semanas, la Municipalidad de Córdoba buscará avanzar sobre otro problema de inconducta en el manejo: el conducir hablando por teléfono o, mucho peor, chateando por WhatsApp, una práctica que se extendió y que entraña un enorme peligro, a la vez que revela una habilidad extraordinaria de quienes lo pueden hacer sin estrellarse en el acto.

Un estudio del año pasado de la Defensoría del Pueblo reveló que casi el 50 por ciento admite haberse distraído con el celular al volante.

Conducir y a la vez usar el teléfono es una de las faltas más frecuentes, pero no es la más sencilla de detectar. Es por esto que en los rankings de multas más frecuentes se ubica detrás del mal estacionamiento (muy fácil de controlar y, desde que está Movypark, con un fuerte interesado en hacer respetar las indicaciones) y de cruzar el semáforo en rojo.

¿Cómo se hará para mejorar los controles del uso del celular? La Municipalidad estudia utilizar las nuevas cámaras que monitorearán el tránsito para detectar a los conductores en falta, siempre con un inspector al lado del monitor. Pero eso no será en forma inmediata: lo primero será sacar más gente con talonarios a la calle.

Las multas aumentaron en un año más de un 66 por ciento, atadas como están al valor del litro de nafta súper.

Tanto la Policía Caminera como la Justicia Administrativa de Faltas de la Municipalidad de Córdoba fueron de las pocas reparticiones estatales que en 2018 le ganaron a la inflación, gracias a la actualización automática que tiene cada renglón en los codificadores de faltas, en función de uno de los productos que más se valorizó en un año.

En voz baja, tanto desde la Municipalidad de Córdoba como desde la Provincia aceptan que no piensan corregir el desfase que encareció las multas en relación con el valor general de la inflación.

Billetera mata galán: resistirán las críticas de las motivaciones recaudatorias de los controles y mantendrán este año el patrón nafta para convertir las unidades de multa en dinero.

Fuente: https://www.lavoz.com.ar/ciudadanos/rentables-controles-sobre-conductores

Leer más
Los vecinos les dicen no a las grúas en los barrios

Un fallo detiene por ahora la expansión del estacionamiento medido. En Villa Pueyrredón no quieren la playa de acarreo. 

El polémico proyecto del gobierno porteño de llevar parquímetros a todos los barrios enfrenta la resistencia general de los automovilistas y también, puntualmente, la de vecinos que se verían afectados por la implementación del elemento más enojoso del sistema de estacionamiento medido: las playas de acarreo adonde las grúas, una vez que extiendan sus dominios a toda la ciudad, deberían remitir los vehículos en infracción.

A pesar de que la ley votada en la Legislatura por la mayoría oficialista quedó judicializada tras un amparo, el Ejecutivo está decidido a avanzar: ya determinó cuáles serán los once predios que funcionarán como playas de acarreo, vulnerando leyes que ya preveían qué uso se les puede dar.

El caso más flagrante es el de Villa Pueyrredón, donde los vecinos rechazan la playa de acarreo que Horacio Rodríguez Larreta pretende emplazar en el predio de 2800 metros cuadrados que delimitan las calles Bolivia, Obispo San Alberto, Condarco y Franco, enfrente de un sector parquizado, con juegos infantiles y dos canchas de fútbol, contiguo a la estación del ferrocarril Mitre, que a toda hora frecuentan los chicos del barrio y donde también funciona una feria con un centenar de puestos.

El lugar fue una playa de maniobras poblada por vagones oxidados hasta que en noviembre de 2005 dos tercios de esos terrenos fueron transferidos del Estado nacional a la Ciudad. Allí se abrieron las calles y se construyó un parque. "Los dos predios que quedaron, cruzando la calle Franco, pertenecen a Nación, y al rezonificarlos se los destinó a viviendas unifamiliares de planta y primer piso, pero hoy están siendo ocupados ilegalmente por la Ciudad –explica Ignacio Di Toma Mues, director del periódico El Barrio Villa Pueyrredón–. El más grande, donde quieren poner la playa, fue virtualmente tomado por el Ambiente y Espacio Público, que estaciona ahí dentro camiones de higiene urbana. Y el otro, en Franco y Condarco, desde octubre del año pasado lo ocupa la Policía de la Ciudad, como depósito de resguardo de autos secuestrados por la justicia." Allí llevaron, dos semanas atrás, una camioneta con documentos de la Asociación Madres de Plaza de Mayo. Eso motivó un acampe que al cabo visibilizó el reclamo contra la llegada de las grúas.

Allí se reúnen los vecinos nucleados en la Unidad Barrial Villa Pueyrredón para deliberar cómo seguir. Ya acudieron a dos audiencias en el club 17 de Agosto. A una fue Rodríguez Larreta; a la otra, funcionarios de Desarrollo Urbano y Transporte y Sebastián Perdomo, coordinador del programa de estacionamiento regulado. "Perdomo nos dijo: 'Sé que no es el lugar ideal, pero es el único que tenemos' –cuenta Di Toma Mues–. Claro, el predio junto a la estación de Villa Urquiza, de donde desalojaron a la asamblea vecinal, lo subastan por 20 millones de dólares para hacer torres, pero acá, por la zonificación que tiene, no pueden hacer negocios."

En cualquier caso, y aunque la votación del nuevo y no menos polémico Código Urbanístico sindica los once predios como aptos para albergar playas de remisión de autos, primero debe autorizarlo el Consejo del Plan Urbano Ambiental. La Ciudad debería sortear otro impedimento: los predios son de la Nación. Y otro más, el que por ahora le impide llevar el estacionamiento medido a toda la Capital: el juez Francisco Ferrer declaró inconstitucional la Ley 5728, que en diciembre de 2016 había aprobado el nuevo sistema con mayoría simple de los legisladores, considerando que es una ley que requería doble lectura y 40 votos, en atención al amparo que interpuso Gustavo Desplats, de la ONG Proto Comuna Caballito.

En diciembre, el oficialismo votó otra ley (la 6036) que modifica artículos de la anterior, pretendiendo saldar la cuestión del uso y los plazos de concesión (ahora cinco y no diez años, como disponía el primer proyecto, un artilugio para evitar la doble lectura) de las eventuales playas de remisión. Desplats pidió su nulidad, puesto que la modificación de una norma debe cumplir los procedimientos y mayorías que exige la norma original. La Cámara aún no se expidió.

Mientras tanto, el gobierno asegura que ya asignó cuatro de las cinco zonas que administrará el servicio de grúas: Dakota-STO y BRD-SEC seguirán operando (lo hacen desde 2001 con contratos vencidos y sospechados) en los barrios céntricos, y se suman la española Plein Air Park e IT NET-Tránsito. "No pueden hacerlo –dice Desplats–. Ya saben a qué empresas beneficiarán, pero sin fallo firme no pueden adjudicarlas." « 

Fuente: https://www.tiempoar.com.ar/nota/los-vecinos-les-dicen-no-a-las-gruas-en-los-barrios 

 

 

 

Leer más
4

En el informe del mes de Marzo, se han abordado tres ejes principales: El uso de la bocina: utilización y normativa, la posibilidad de existencia de controles automáticos y obligatorios de alcoholemia en los puestos de peaje y, por último, el uso de dispositivos de localización en automóviles.

Ver y descargar

Leer más
Ni la “división especial” pudo aliviar la epidemia de la doble fila en las escuelas

Los infractores “burlan” a los 500 inspectores municipales y en los colegios se reedita el trastorno cotidiano

Es un clásico que se reedita con cada vuelta a clases y al que la Comuna -una vez más- se proponía darle batalla este año: el proverbial caos vehicular que se genera en las puertas de los colegios y alrededores a la hora de entrada y salida de los chicos. 

Autos estacionados en doble fila durante largos minutos, padres cruzando en diagonal y a las corridas con sus menores a cuestas, bocinazos atronadores, conductores encolerizados, disputándose su porción de calle lo más cerca posible de la escuela de sus hijos, o simplemente, queriendo avanzar. Este paisaje platense, que las autoridades parecen no lograr ordenar, volvió a quedar en evidencia apenas iniciado el ciclo lectivo 2019. 

Ayer los trastornos, que se concentran en el horario de ingreso y egreso de los alumnos, fueron evidentes, por caso, en inmediaciones de la Escuela Anexa dependiente de la Universidad nacional. Allí, en 50, desde 115 a 118, la calle era un río de vehículos en doble fila, difícil de sortear para peatones y automovilistas que debían armarse de mucha paciencia para sobrellevar la espera. Esa escena testigo se calcaba en la mayoría de las instituciones educativas y se hacía notar, por ejemplo, en la zona de la Escuela Italiana, en 55 entre 10 y 11, como así también en el tramo que va por 45 de 9 a 12, en cercanías del Colegio San Luis. 

También se daban aquí escenas que cabalgaban entre lo insólito y lo irritable: para acelerar la salida de quienes habían estacionado en doble fila, por ejemplo, los inspectores detenían el tránsito de quien pretendía circular correctamente. 

Sumado al cóctel de lluvia y corte de calles por los festejos del Último Primer Día (UPD), esta suerte de jungla del tránsito de cada día se agudizó -por caso- en los alrededores de 57, 1 y 2, frente al Colegio Nuestra Señora del Valle y cerca del Albert Thomas. Pese a los intentos, de nada parecieron servir los pocos agentes municipales que, con su uniforme y silbato, de tanto en tanto marcaban presencia allí donde lo única que sonaban eran bocinas. 

Consultadas al respecto, fuentes de la Municipalidad de La Plata, confirmaron que sigue en pie esa suerte de “división especial” que involucra a 500 agentes e inspectores de seguridad (5 por escuela, que rotan según lo amerite la situación), como así también los denominados “corredores seguros” (se implementan en 270 establecimientos) con “espacios exclusivos para el estacionamiento del transporte escolar y vehículos particulares en horarios claves de ingreso y egreso de los alumnos”. Para el Municipio, en las primeras jornadas de clases “no se generaron inconvenientes serios”, aunque admitieron que “se labraron las contravenciones correspondientes”. En tanto, calificaron como “positiva” la intervención vial en la mayoría de los establecimientos, mientras reconocieron “alguna demora normal en la entrada y salida de los alumnos”. 

Fuente: https://www.eldia.com/nota/2019-3-13-2-7-24-ni-la-division-especial-pudo-aliviar-la-epidemia-de-la-doble-fila-en-las-escuelas-la-ciudad 

 

 

 

Leer más
Otra polémica por un nuevo proyecto que busca identificar a los motociclistas

Legisladores de Cambiemos presentaron la idea para usar cascos con patente y chaleco reflectante. Habrá una movilización en contra 

Arremeten otra vez con la idea de acentuar la identificación de los motociclistas y sus acompañantes. Un nuevo proyecto comenzó a tratarse en la Legislatura bonaerense para que se los obligue a usar casco con patente y chaleco reflectante y un grupo de conductores de moto de nuestra ciudad y de otros distritos provinciales marcharán este martes por las calles platenses para plantarse contra la iniciativa. 

Es el tercer proyecto de esa clase. El primero se esbozó en 2009; y el segundo, bajo la forma de un decreto, en 2014. Ninguno de los dos llegaron a ponerse en práctica. Todos apuntaron y apuntan a combatir la delincuencia que se desplaza en moto. La nueva iniciativa -presentada por los legisladores de Cambiemos con la venia de la gobernadora María Eugenia Vidal y del ministro de Seguridad, Cristian Ritondo- ya fue aprobada en Diputados e ingresará a la Cámara alta este jueves para ser girada a las comisiones para su análisis. Contempla la obligación para los motociclistas y sus acompañantes de portar el casco con la patente del vehículo impresa y chalecos con las bandas reflectantes y también zonas con horarios exclusión para el tránsito de esos rodados que serían determinados posteriormente por los intendentes de cada uno de los 135 municipios. Las intendencias contarán con un plazo de 45 días para fijar lugar y hora después de sancionada la normativa. 

Otro detalle que prevé el proyecto es el secuestro de las motos que no cumplan con estos requisitos y establece que los propietarios tendrán 60 días para acreditar la titularidad de la moto o de lo contrario se compactará o donará. 

Víctima años atrás de una salidera bancaria en la que fue baleada cuando estaba embarazada, Carolina Píparo explicó que la iniciativa “respeta la autonomía y características particulares de cada municipio” y sostuvo que el delito cometido por motochorros “requiere de dos personas para cometerlo y el proyecto busca obstaculizarlo”. 

Lucas Franco es motociclista. Será parte, mañana, de la movilización prevista por el grupo “Las personas no se patentan” que, reunidos en Facebook, busca evitar la aprobación de la ley. “Es una medida estigmatizante, porque no va a ser sentir perseguidos, pero eso es secundario. Lo peor es que no van a saber quién es quién, porque si nos roban a nosotros la moto y los cascos nos van a confundir con los chorros”, planteó el joven motociclista. 

El grupo se va a dar cita el martes, a las 17, en 7 y 50, y a partir de ahí marchará con sus motos y pancartas hacia la Gobernación. Entregarán a la gente volantes explicando su postura. Antes, a las 16, se reunirán todos aquellos vecinos de la capital federal y del Conurbano en el kilómetro 13 de la Autopista para llegar en masa a La Plata. 

De acuerdo a los números que maneja Franco, en la provincia de Buenos Aires hay alrededor de 3 millones, mientras que a nivel nacional son unas 7,5 millones las registradas. 

Franco calificó de “incongruente” el proyecto. Sostuvo, en ese sentido, que las exigencias para circular se contradicen, por caso, con la obligatoriedad de usar el casco por seguridad vial. “Todas las marcas homologadas aclaran que si el casco se pinta o se le adhiere una calco el solvente de esos elementos le hacen perder efectividad a la protección y por supuesto que se pierde la garantía si se lo altera. Desde el más barato hasta el más caro, no se le puede agregar nada”, indicó Franco. 

La última medida de similares características se resolvió en abril de 2014. Entonces fueron muy pocos los motociclistas se ajustaron a la reglamentación que los obligaba a ellos y al acompañante del rodado a llevar puestos casco con la identificación de la patente y el chaleco reflectante. También, como el objetivo de ahora, era reducir la cantidad de delitos cometidos por los “motochorros”. De toda la Región, Berisso fue oportunamente la única ciudad donde se controló la medida. 

Pero lo que más preocupa a este sector de motociclistas son las restricciones para el tránsito en los horarios de mayor movimiento urbano de las zonas consideradas más críticas dentro del mapa delictivo. “Resulta que voy atener que llevar a mi hija a algún lado y no voy a poder”, planteó Franco. 

 

Leer más
Piden que lo recaudado por fotomultas sea destinado a la concientización vial

Se vienen las fotomultas y una organización no gubernamental salió a pedir que lo recaudado se destine a la educación vial de los conductores. 

Se trata de la ong Corazones Azules Argentina, que elevó una nota al intendente Julio Garro, ante las nuevas medidas en materia de controles viales mediante el sistema conocido como “fotomulta”, para que informe si están cumplimentadas todas los pasos legales que se exigen en la leyes nacionales y provinciales de tránsito y sus respectivos decretos reglamentarios. También le solicita que lo recaudado en infracciones sea destinado a financiar programas de educación vial. 

En la nota se le pide a Garro que explique “si están homologados los instrumentos cinemómetros” a utilizar, si los controles a efectuarse “se harán con la presencia de inspectores municipales o comunales debidamente identificados” y si “serán colocados los respectivos carteles identificatorios en los lugares en donde se coloquen los cinemómetros”. 

Además se “solicita saber cuál será el destino de lo recaudado en materia de infracciones vehiculares dado que sería un buen aporte a la seguridad vial destinar un porcentaje de lo recaudado a educación vial tanto en instituciones educativas como en la vía pública por medio de campañas de concientización vial”. 

Desde la ONG que conduce Pedro Perrotta exigieron saber “fehacientemente cuales son los fines perseguidos desde el municipio para desalentar cualquier tipo de especulación relacionada a una política de la comuna que tenga como objetivo fines recaudatorio y no preventivos”. 

Como ya explicó este diario, a la Provincia le corresponderá el 10% de lo que se recaude por las multas labradas. Otro 40% -se indicó- le va a corresponder a la empresa licitataria, que es TNG Vial, la misma que instaló y operará los dispositivos. En tanto que el 50% restante quedará para el Municipio. 

En tanto, desde la ong resaltaron que “hemos verificado en La Plata una grave carencia de señalización, sobre todo en la que se debe informar los límites de velocidad y notamos que no existe una campaña constante y efectiva en materia de educación vial en las calles de nuestra ciudad” agregó Perrotta. 

“Necesitamos que la Municipalidad de La Plata aplique medidas de prevención efectivas para bajar el alto índice de mortandad en siniestros viales, que ponen a la ciudad en un lamentable ranking”, finalizó. 

Corazones Azules Argentina subrayó también en la nota “la carencia en los controles de alcoholemia; la falta de verificación de documentación de autos, motos y camiones y de la verificación técnica vehicular; el nulo control del uso de cascos en motocicletas y ciclomotores”, entre otras infracciones comunes. 

Fuente: https://www.eldia.com/nota/2019-3-2-5-2-16-piden-que-lo-recaudado-por-fotomultas-sea-destinado-a-la-concientizacion-vial-la-ciudad  

 

 

 

Leer más
Preocupa el aumento de casos de conductores alcoholizados

Las redes sociales son usadas para dar a conocer donde están los controles de seguridad.Los casos de mayores imprudencias tienen lugar los fines de semana. 

Desde distintos sectores de la Policía de la Provincia con asiento en la ciudad de General Güemes, mostraron su preocupación por el incremento de conductores de vehículos que son descubiertos en estado de ebriedad.

Sin recurrir a estadísticas, en base a la cantidad de accidentes viales que tienen lugar dentro del ejido urbano de la ciudad, se puede decir que el 40% de estos accidentes involucran a conductores con un grado de alcohol en sangre que les impide una correcta coordinación de movimientos al conducir.

Los accidentes viales son cosa de todos los días y en un 80% involucran a motos, pero las mayores imprudencias tienen lugar entre la noche y la madrugada de los fines de semana, o días feriados. En estos accidentes, la presencia de alcohol en sangre es el común denominador.

A pesar de las múltiples campañas tendientes a generar conciencia, es evidente que no se logró el efecto deseado. No conducir cuando se bebe no es algo que se desconozca, pero sí es una recomendación que lamentablemente es dejada de lado por la mayoría.

En un fin de semana se pueden registrar entre tres a cuatro accidentes nocturnos en Güemes y de ellos al menos dos cuentan con un conductor en estado de ebriedad.

En 80 por ciento de los accidentes las protagonistas son las motos, lo que significa que falta una toma de conciencia seria.

Vehículos incrustados en un árbol o poste de luz, subidos a la vereda rompiendo paredes o toldos, autos dados vueltas, metidos en zanjas, motos tiradas en el pavimento, son cuadros con los que los vecinos suelen ser sorprendidos al amanecer cada fin de semana. El conductor designado no debe consumir bebidas alcohólicas. Son conceptos que deben ser afianzados entre la población, especialmente aquella que cuenta con un vehículo y gusta de disfrutar los fines de semana con amigos.

Los controles viales se han incrementado especialmente en los horarios de salida de los bailes, pero las redes sociales son usadas para dar a conocer donde está apostado el personal de seguridad.

De esta manera aquellas personas que consumieron alcohol, pueden evitar ser sancionados realizando algún rodeo por calles aledañas, pero lo que seguramente no podrán evitar es ser participes de algún accidente de tránsito. “Este fin de semana hubo varios accidentes de tránsito, algunos debido al alcohol, otros al mal clima, lamentablemente uno de ellos con saldo fatal. Estamos lejos de lograr una concientización óptima por parte de la comunidad en cuanto a seguridad vial. La mayoría no usa casco, tampoco cinturón de seguridad y beben cuando saben que deben conducir. Creo que debemos seguir trabajando en materia de prevención para llegar a padres y jóvenes por igual”, destacó la comisario Marta Romero.  

 

 

 

 

 

 

Leer más
Qué hay que tener en cuenta y qué medidas de seguridad se deben tomar para trasladar a los chicos al colegio

Con el inicio del ciclo lectivo, vuelven los transportes escolares, colectivos o individuales, por lo cual la seguridad de los niños en el ingreso y egreso de la escuela son temas a tener en cuenta por los padres 

El comienzo de un nuevo año escolar implica una cuestión importante a tener en cuenta: cómo trasladar a los chicos a su colegio, lo que repercute también en múltiples inconvenientes en el tráfico. Es habitual ver en la puerta de los colegios -en horarios de llegada o retiro-, vehículos estacionados en doble o hasta triple fila obstaculizando calles y avenidas.

Por eso el Centro de Experimentación dedicado a la investigación y análisis de la seguridad vial y automotriz (CESVI) publicó una serie de recomendaciones para transportar en forma segura a los chicos al colegio.

En primer lugar, si se traslada a los niños en auto hay que recordar que su lugar es en el asiento trasero con cinturón de seguridad, tal como lo establece la ley de tránsito, y con el Sistema de Retención Infantil (SRI) adecuado para su edad y contextura física. Además, si se organizan “pools” -compartir autos particulares-, hay que saber que sólo se pueden llevar un chico por plaza que tiene que tiene el vehículo, o sea que no se puede exceder la cantidad de ocupantes permitido.

Otra opción que usan miles de personas es son las combis o micros -transporte escolar)- pero antes de elegir este servicio hay que detenerse a verificar que cumplan con los requisitos que la ley les exige. Por ejemplo, la unidad tienen que estar habilitada por el gobierno correspondiente: en el caso de la Ciudad de Buenos Aires, en su web hay un listado con los vehículos autorizados, sus respectivos dominios, números de habilitación, vencimiento de habilitación y verificación técnica.

También hay que observar que en la parte trasera del mismo disponga del número de habilitación correspondiente y los elementos retrorreflectivos que lo hagan notar. También tiene que decir “Transporte Escolar” en sus cuatro lados, además tiene que contar con dos puertas laterales de ascenso y descenso, aunque su apertura no tiene que ser accesible a los más chicos.

"Estos buses deberán contar con matafuegos, un botiquín de primeros auxilios, y un preceptor -además del chofer- que será quien coordine y cuide a los niños"

Cuando el micro llega, hay que tomar ciertos recaudos. Si se lo está esperando en el exterior, hay que alejarse de la calle unos dos metros y esperar hasta que el vehículo se detenga y abra sus puertas para subir. Hay que asegurarse de que los chicos reconozcan y obedezcan al mayor que esté a cargo en el micro, especialmente en caso de emergencia. Y aunque es trabajo del preceptor hay que verificar que los niños se coloquen el cinturón de seguridad; de ser necesario, asistirlos para cerciorarse de que realmente quede bien abrochado y ceñido al cuerpo.

Sobre el tema se expresó Gustavo Brambati, subgerente de Seguridad Vial de CESVI: “Uno de los focos más importantes de la seguridad vial en Argentina debe ser el transporte de nuestros niños. Sin embargo, es uno de los puntos donde se observan grandes falencias. La mayoría de las jurisdicciones del país carecen de normativas que regulen la antigüedad, el estado de los vehículos o la formación de los choferes y guardas de seguridad”. 

Fuente: https://www.infobae.com/autos/2019/03/07/que-hay-que-tener-en-cuenta-y-que-medidas-de-seguridad-se-deben-tomar-para-trasladar-a-los-chicos-al-colegio

Leer más
Resumen informe 4 (2019)

En el informe del mes de Marzo, se han abordado tres ejes principales: El uso de la bocina: utilización y normativa, la posibilidad de existencia de controles automáticos y obligatorios de alcoholemia en los puestos de peajey, por último, el uso de dispositivos de localización en automóviles. 

En cuanto a la utilización de la bocina y del GPS en el vehículo, resulta alarmante el desconocimiento de la norma por parte de la ciudadanía, mientras que, por otro lado, ante la posibilidad de controles de alcoholemia en los peajes, la sociedad mostró un gran acompañamiento (el 90% dice estar de acuerdo). Podemos concluir que existe el deseo de mejorar la vialidad pero todavía hay mucha desinformación de cuáles son las normas vigentes. 

 
ACUERDO CON FRASES

 

UTILIZACIÓN DE BOCINAS
¿En qué situaciones se encuentra habilitado el uso de la bocina?

 

Contestó correctamente

 

Respondío parcialmente incorrecto

 

ALCOHOLEMIA
¿En qué grado acuerda con la posibilidad de que existan controles automáticos y obligatorios de alcoholemia en los puestos de peaje?



Algo de acuerdo



Muy de acuerdo

 *Datos recopilados
El siguiente apartado toma como fuente estadísticas para la región AMBA y la ciudad de Mar del Plata en la provincia de Buenos Aires, a partir de una encuesta realizada en Marzo de 2019, tomando como eje la relación entre percepciones y prácticas en la conducta vial. Para obtener los datos se han formulado 40 preguntas que fueron administradas en una encuesta telefónica de unos cinco minutos de duración, que ha sido respondida por hombres y mujeres en similar proporción.

Leer más
Rosales 88.1

Nuestro vocero comenta los temas del último informe del Observatorio: alcoholemia en peajes y utilización de dispositivos GPS durante la conducción.

Leer más
Según encuesta, sólo uno de cada 10 conductores argentinos sabe cuándo usar la bocina

Los datos surgen del relevamiento del Observatorio Vial de la CECAITRA. A cada entrevistado se le presentaron cuatro situaciones para que contestara.

 

El Observatorio Vial de la CECAITRA (cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) indagó acerca del uso de la bocina por parte de automovilistas, concluyendo que sólo uno de cada diez consultados sabe cómo utilizarla.

La encuesta incluyó 1.600 hogares y a cada entrevistado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas, y sólo 1 de cada 10 logró responder las cuatro correctamente.

Se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde, siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una "bocina de sonoridad reglamentada" como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido "usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural".

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se "debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural".

Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA, expresó: "El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos".

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26% respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83%) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina.

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12% ignoraba la respuesta.

 

Fuente: https://www.ambito.com/segun-encuesta-solo-uno-cada-10-conductores-argentinos-sabe-cuando-usar-la-bocina-n5028192 

Leer más
Según una encuesta, habría consenso para instalar carriles para motos en autopistas

Un sondeo privado arrojó como resultado que el 82% de los encuestados está de acuerdo con la instalación de carriles exclusivos para motos en autopistas, mientras que el 67% considera que además ayudaría a reducir la siniestralidad. 

La investigación, realizada por Cecaitra, cámara que agrupa a las empresas productoras de software vial en nuestro país, indicó que el 82% vería con buenos ojos la inclusión de esta vía extra como sucede en otros países del mundo, mientras que el 18%  se mostró contrario a esta implementación. 

A su vez, la Cámara también quiso saber si la ciudadanía imagina que mediante estos carriles se disminuiría los accidentes. 

 

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/201903/342261-un-82-de-encuestados-de-acuerdo-con-poner-carriles-para-motos-en-autopistas.html 

Leer más
Seguridad Vial se instaló en el ex peaje y planean colocar radares en las rutas

El organismo nacional utilizará las antiguas oficinas y controlarán documentación, además de realizar controles de alcoholemia y de velocidad. Estudiarán los tramos más peligrosos de las Rutas 22 y 151 para colocar los dispositivos de control de velocidad. 

La Agencia Nacional de Seguridad Vial se instaló de forma definitiva en las oficinas del ex peaje en los puentes carreteros que unen Neuquén y Cipolletti.

El organismo nacional llevará a cabo controles vehiculares, test de alcoholemia y pondrán en funcionamiento dos radares en rutas de la región. En el lugar también funcionará la Comisión Nacional de Regulación del Transporte. 

Según indicaron a LM Cipolletti, desde hace algunos días se encuentran reacondicionando las oficinas que estuvieron abandonadas desde julio pasado, para ya instalarse de manera definitiva. En el lugar trabajarán más de 14 personas y realizarán diferentes operativos en la región.

La próxima semana integrantes de la Agencia Nacional estudiará en qué sectores de las Rutas Nacionales 22 y 151 se podrán instalar los radares móviles con los que cuentan. Luego de detectar las zonas “peligrosas”, en cualquier punto de ambas provincias, habrá un periodo de prueba sin multas. Además se deberá instalar la cartelería correspondiente para advertir a los conductores sobre la presencia del control y educar a la población.

Las fuentes consultadas comentaron que el funcionamiento efectivo de los radares, y las consecuentes multas por infraciones, podría demandar aún algunos meses. En dichas zonas controladas, los automovilistas deberán reducir la velocidad hasta los 60 km/h.

Por su lado, la CNRT implementará diferentes operativos de control de documentación para transportes de carga y de pasajeros en los puentes carreteros y en el tercer puente. 

Fuente: https://www.lmneuquen.com/seguridad-vial-se-instalo-el-ex-peaje-y-planean-colocar-radares-las-rutas-n626031

 

 

 

Leer más
Sólo 1 de cada 10 conductores sabe cuándo debe usarse la bocina

La Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad y en su artículo 48 que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”

El Observatorio Vial de la CECAITRA (cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) indagó acerca del uso de la bocina por parte de automovilistas, concluyendo que sólo uno de cada diez consultados sabe cómo utilizarla.

La encuesta incluyó 1.600 hogares y a cada entrevistado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas, y sólo 1 de cada 10 logró responder las cuatro correctamente.

Se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde, siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”.

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”.

Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA, expresó: “El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos”.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26 por ciento respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83 por ciento) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina.

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12 por ciento ignoraba la respuesta.

 

Fuente: http://www.primeraedicion.com.ar/nota/100111047/solo-1-de-cada-10-conductores-sabe-cuando-debe-usarse-la-bocina/

 

Leer más
Solo 1 de cada 10 conductores sabe cuando debe usarse la bocina

El Observatorio Vial de la CECAITRA (cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) indagó acerca del uso de la bocina por parte de automovilistas, concluyendo que sólo uno de cada diez consultados sabe cómo utilizarla.

La encuesta incluyó 1.600 hogares y a cada entrevistado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas, y sólo 1 de cada 10 logró responder las cuatro correctamente.Se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde, siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”

Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligroso.   

 Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA, expresó: “El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos”.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26 por ciento respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83 por ciento) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina. Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12 por ciento ignoraba la respuesta.

 

Fuente: https://www.telam.com.ar/notas/201904/352821-solo-1-de-cada-10-conductores-sabe-cuando-debe-usarse-la-bocina.html

Leer más
Sólo 1 de cada 10 conductores sabe cuándo está permitido tocar la bocina

Es habitual estar detenido en un semáforo y escuchar bocinazos cuando la luz cambia a verde para “apurar” la marcha de los demás. Pero, ¿cuándo debe usarse realmente esta herramienta de alerta?

El Observatorio Vial de la CECAITRA (Cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) realizó un sondeo que abarcó a más de 1.600 hogares acerca de lo que sabe la gente sobre el uso de la bocina. A cada consultado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas. Sólo el 9% (1 de cada 10) logró responder las cuatro correctamente.

A su vez se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde. Siendo dos correctas y dos incorrectas.

 

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”.

Desconocimiento

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”. Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

“El desconocimiento de la Ley de Tránsito se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente”, dijo a Facundo Jaime, vocero del observatorio vial de CECAITRA.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26% respondió correctamente.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83%) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina.

Circulación segura

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar.

“Ser un conductor responsable es estar bien informado para saber lo que está permitido o prohibido. Si todos conocemos las leyes de tránsito, lograremos una circulación más segura”, finalizó Jaime de CECAITRA.

Fuente: Clarín

Fuente: https://el-periodico.com.ar/noticia/70803/solo-1-de-cada-10-conductores-sabe-cuando-esta-permitido-tocar-la-bocina 

Leer más
Sólo uno de cada 10 conductores sabe cuándo debe usarse la bocina

El Observatorio Vial de la CECAITRA, la cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial, indagó acerca del uso de la bocina por parte de automovilistas, concluyendo que sólo uno de cada diez consultados sabe cómo utilizarla.

La encuesta se realizó en Buenos Aires e incluyó 1.600 hogares y a cada entrevistado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas, y sólo 1 de cada 10 logró responder las cuatro correctamente.

Se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde, siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”. 

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”. 

Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que CECAITRA planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa. 

Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de CECAITRA, expresó: “El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos”.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26 por ciento respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas. 

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83 por ciento) contestaron correctamente: que sí se puede usar la bocina. Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12 por ciento ignoraba la respuesta. (Télam)

Fuente: http://www.laarena.com.ar/el_pais-solo-uno-de-cada-10-conductores-sabe-cuando-debe-usarse-la-bocina-2051643-113.html

Leer más
Solo uno de cada diez conductores sabe cuándo debe usar la bocina

El dato surge de una encuesta nacional de la Cecaitra. El 9% logró responder las preguntas de forma correcta

 

El flagelo de los bocinazos en la Argentina se cimienta en gran parte por el desconocimiento de los conductores sobre su uso: apenas uno de cada 10 conductores (el 9%) sabe cuándo debe utilizar la bocina. El dato surge de una encuesta nacional de Cecaitra.

Es habitual estar detenido en un semáforo y escuchar bocinazos cuando la luz cambia a verde o cuando otro conductor va a doblar y nos quiere avisar. También cuando hay un embotellamiento y es usada para “apurar” la marcha de los demás. Pero, ¿estas situaciones están contempladas en la normativa vial? ¿Cuándo debe usarse realmente esta herramienta de alerta?

El Observatorio Vial de la Cecaitra (cámara que nuclea a las empresas productoras de software vial) indagó durante marzo en más de 1.600 hogares acerca de lo que sabe la gente sobre esta temática. A cada consultado se le presentaron cuatro situaciones para que contestaran si estaba o no permitido el uso de la bocina en ellas. Sólo el 9 por ciento (1 de cada 10) logró responder las cuatro de forma.

A su vez, se les preguntó en cuál de las siguientes circunstancias podrían usar la bocina: cuando se circula por zonas rurales; en una situación peligrosa; para avisar a otro conductor una maniobra o para avisarle que el semáforo se encuentra habilitando el paso en luz verde. Siendo dos correctas y dos incorrectas.

Si bien la Ley de Tránsito nacional en su artículo 30 plantea en los requisitos para los automotores la obligatoriedad de una “bocina de sonoridad reglamentada” como dispositivo mínimo de seguridad, también expresa, en su artículo 48, que está prohibido “usar la bocina o señales acústicas; salvo en caso de peligro o en zona rural”.

En esa misma normativa vial nacional (artículo 42) también se enuncia que en caso de adelantamiento se “debe advertir al que le precede su intención de sobrepasarlo por medio de destellos de las luces frontales o la bocina en zona rural”. Es decir, que de los cuatro casos para el uso de la bocina que Cecaitra planteó a los consultados, solo dos eran correctos: el de la circulación por zonas rurales y el de la situación peligrosa.

Facundo Jaime, vocero del Observatorio Vial de la cámara expresó: “El desconocimiento de la Ley de Tránsito, más allá de poder vislumbrarse en este sondeo, se ve a diario en las calles. El mal uso de la bocina, que en la mayoría de las veces es utilizada con el propósito de apurar a los demás conductores, genera un tránsito alterado y cargado de ruidos que dificultan la conducción y contaminan auditivamente a los vecinos”.

Si se analizan los resultados de las dos situaciones permitidas, se puede observar que el uso de la bocina en zonas rurales, es altamente desconocido, ya que solamente el 26 por ciento respondió correctamente. El resto no sabía la respuesta o dijo que no se podía usar en esas zonas.

En el caso del uso para evitar una situación peligrosa, el conocimiento fue mayor: 8 de cada 10 (83 por ciento) contestaron correctamente, que sí se puede usar la bocina.

Teniendo en cuenta la reglamentación, queda totalmente descartada la posibilidad de usar la bocina para avisar al conductor de adelante que cambió el semáforo. En esta opción, 3 de cada 10 dijeron que sí se podía utilizar y un 12 por ciento ignoraba la respuesta. Al analizar las edades de los encuestados se logró percibir que, erróneamente, consideran que está permitido 4 de cada 10 jóvenes (un 43 por ciento) de 16 a 29 años pero el porcentaje disminuye al 22 por ciento en los conductores comprendidos entre los 30 y los 49 años.

En el caso del uso de la bocina para avisar antes de hacer una maniobra, también se notó un alto grado de desconocimiento, ya que menos de la mitad (47 por ciento) respondió correctamente. El resto, no sabía la respuesta o se volcó por la incorrecta.

“La conducción implica además de verificar el adecuado funcionamiento del vehículo y tener la documentación en regla, conocer la normativa vial. Ser un conductor responsable es estar bien informado para saber, sin dudar, lo que está permitido o prohibido. Si todos conocemos las leyes de tránsito, lograremos una circulación más segura”, finalizó Jaime.

 

Fuente: https://ahoramardelplata.com.ar/solo-uno-cada-diez-conductores-sabe-cuando-debe-usar-la-bocina-n4175137

Leer más
Ponemos a disposición los informes del Observatorio de Seguridad Vial para descargar.

Con relación a los diferentes grados de derechos y obligaciones que los peatones asumen a la hora de comportarse en las calles, la mayoría de los consultados opinó que no se sienten respetados en su prioridad de paso (53%) casi nunca o nunca,  pero no parecen reconocer las irresponsabilidades propias: “todos se manejan de manera irresponsable en las calles menos yo. 

 

Ver y descargar aquí

Una vez más, se encuentra la presencia de actitudes contradictorias y ambivalentes de la población ante las normas de tránsito y  la prevención vial.  Mientras que en términos individuales suelen responder que se ajustan a las normas y creen en la prevención, a la vez suponen que son los demás, es decir, la mayoría de la población, los que no tienen esa misma predisposición.  

De los datos obtenidos es posible observar que en opinión de la sociedad en general, resulta bajo el nivel de respeto a la norma del uso del casco por parte de los motociclistas, y la falta de conciencia sobre su peligrosidad es posible de atribuir a una faltante de educación vial con relación a la peligrosidad en el uso de motos y motocicletas y la gravedad del no uso de casco.  

Ver y descargar aquí

Una vez más, se encuentra la presencia de actitudes contradictorias y ambivalentes de la población ante las normas de tránsito y  la prevención vial. Si bien la mayoría de los consultados afirma estar de acuerdo con la instalación de alcoholímetros en bares, restaurantes y locales bailables, sólo el 14% se sometería voluntariamente a los controles. El 27% de la población considera que la peligrosidad de llevar objetos sueltos dentro del auto es baja y con respecto a llevarse el dedo a la nariz mientras el vehículo se encuentra detenido, el 53% dice casi nunca hacerlo. 

Ver y descargar aquí

En el informe del mes de Mayo, se han abordado tres ejes principales: respeto de los ciclistas hacia las normas, el riesgo por los carteles publicitarios en las rutas y, por último, la habilitación de bicicletas eléctricas o a motor en la bicisenda

Ver y descargar

En el informe del mes de Marzo, se han abordado tres ejes principales: El uso de la bocina: utilización y normativa, la posibilidad de existencia de controles automáticos y obligatorios de alcoholemia en los puestos de peaje y, por último, el uso de dispositivos de localización en automóviles.

Ver y descargar

Los encuestados han demostrado un amplio apoyo a la hipotética posibilidad de instaurar carriles exclusivos para motos y motocicletas en avenidas principales y a la implementación del registro de conducir digital

Ver y descargar

Se consultó sobre dos problemáticas en auge durante el período vacacional: el uso de cuatriciclos y el abandono de mascotas. Los resultados no dejan dudas de la opinión de la sociedad en ambos puntos. 

Ver y descargar

La mala utilización de las banquinas genera malestar entre los conductores y embotellamientos que perjudican la correcta fluidez del tránsito. Conoce los números de esta conducta tan arraigada en nuestra sociedad.  

Ver y descargar

Hemos obtenidos numerosos resultados que se tradujeron en un mejor conocimiento del comportamiento social frente a la seguridad vial de nuestro país. Compartimos los informes realizados por el Observatorio durante del año 2018. 

N° 1  |   N°2  |  N° 3  |  N° 4  |  N° 5  |  N° 6  |  N° 7  |  N° 8  |  N° 9  |  N° 10  |  N° 11